La ciudad

Comerciantes y la policía se reúnen ante el aumento exponencial del delito

Los empresarios pedirán un "contacto directo" con las autoridades y harán un diagnóstico por sector. Preocupación por la ola de mecheras en el centro.

Viernes 27 de Diciembre de 2019

Hoy, a las 13, en la Asociación Empresaria de Rosario (España 848) los integrantes de la Federación de Centros Comerciales a Cielo Abierto de Rosario recibirán al jefe de la Unidad Regional II de Policía, Claudio Romano, con la idea de establecer un "contacto directo" con el responsable máximo de la seguridad en el área metropolitana y los referentes de cada una de las zonas comerciales. "Si bien cada uno contará el panorama particular de cada sector, en líneas generales queremos escuchar cómo se va a actuar para combatir los robos, entraderas y mecheras en el centro", anticipó el titular de la entidad madre, Ricardo Diab.

Como ya es tradición en cada recambio de las cúpulas policiales, la clase dirigencial-empresaria busca establecer lazos con los nuevos jefes para escuchar de primera mano, los planes sobre seguridad diseñados para Rosario y su zona de influencia.

Y hoy se renovará el motivo del encuentro: intercambiar información acerca de las necesidades en seguridad de cada una de las zonas comerciales de la ciudad y establecer la relación cara a cara.

"Queremos conocer al jefe de la Unidad Regional II y hacerle saber que tenemos una representatividad importante en las distintas zonas del ciudad y la región. Cada uno le podrá comentar la problemática correspondiente, es decir las particularidades que se presenten y luego el síntoma a nivel general", adelantó Diab.

Así, está prevista la presencia en la mesa de representantes de 25 centros comerciales y 85 cámaras que pertenencen a la Asociación Empresaria. Se escucharán los planteos de los referentes de los corredores del centro y microcentro. Está previsto que se haga el diagnóstico de cada geografía con la intención de que se tome nota de las situaciones específicas.

También fueron convocados referentes comerciales de Funes, Roldán, Pérez, Villa Gobernador Gálvez, Arroyo Seco, Granadero Baigorria y Capitán Bermúdez, entre otras poblaciones del Gran Rosario.

"Es desmotivante el hecho de que una vez realizada la denuncia, no pase demasiado. Por eso, es necesario que nos conozcan y saber de boca de ellos cómo van a actuar de aquí en adelante", subrayó Diab.

Repeticiones

En la lista de hechos repetidos figuran los robos, arrebatos, entraderas y el aumento exponencial de mecheras que se registró en el microcentro con las compras navideñas. Rostros y modus operandi que los comerciantes conocen al dedillo, pero que se repiten sin solución de continuidad.

"Se aprovechó la coyuntura de la transición entre gobiernos y se inundó de mecheras. Cualquiera de nosotros las puede reconocer. El tema es que las detienen y vuelven a las pocas horas. Queremos que no se haga un círculo vicioso porque el comerciante se cansa de denunciar y el policía de detener a los delincuentes que vuelven a delinquir de inmediato", apuntó un referente de la Empresaria.

Uno de los puntos en el que se había logrado avanzar era el acta acuerdo con el fiscal general Jorge Baclini y la entidad gremial para que se hiciera un seguimiento de los robos denunciados.

"Tenemos que empezar a creer de nuevo. Nuestro estilo no es confrontar; expresaremos nuestras opiniones y el descontento, pero convencidos de tener esperanza en lo que nos digan", ahondó Diab para agregar: "Esperemos que ahora la seguridad empiece a funcionar y que el delincuente se entere que algo ha cambiado".

En el paquete de medidas que los empresarios desean escuchar se incluye la faz disuasiva de la seguridad. "Queremos una policía que pueda prevenir hechos y no actuar ante situaciones consumadas. Que venga el jefe policial de por sí es una buena iniciativa. Después, si se ponen o no garitas en la peatonal o más caminantes depende de las autoridades y sus resultados", finalizó Diab.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS