Edición Impresa

Rebajan la condena a dos hermanos por la muerte de una beba en Parque Oeste

Hace tres años y medio, una balacera iniciada por tres muchachos en una esquina desató una tragedia en el Fonavi Parque Oeste. Uno de los disparos, en una calle repleta de gente, provocó la...

Viernes 12 de Abril de 2013

Hace tres años y medio, una balacera iniciada por tres muchachos en una esquina desató una tragedia en el Fonavi Parque Oeste. Uno de los disparos, en una calle repleta de gente, provocó la muerte de una beba de ocho meses que iba en brazos de su papá. Entonces el abuelo de la nena, un empleado del Comando Radioeléctrico, salió armado tras los atacantes y los sitió en su casa. En una nueva secuencia de disparos, de la que también participaron policías que llegaron al lugar, uno de los presuntos agresores terminó muerto y otro herido. Este último y su hermano fueron condenados a 12 años de prisión por la muerte de la chiquita.

En el fallo, el juez de Sentencia Nº4, Julio Kesuani, condenó a Claudio Leonel y a César Nicolás Zoni por homicidio agravado por el uso de arma de fuego. La resolución fue apelada por el abogado defensor, Fernando Sirio, y ahora la Sala III —integrada por Rubén Jukic, Daniel Acosta y Otto Crippa García— le atribuyó a los hermanos la figura penal de partícipes secundarios. Por lo tanto, los camaristas redujeron el monto de la sanción. A Claudio Zoni le fijaron seis años y seis meses de cárcel. Y a César Zoni siete años y seis meses por su condición de reincidente.

Todo ocurrió el 3 de octubre del 2009 en Cerrito y Teniente Agnetta. Hasta ese lugar llegaron tres jóvenes que comenzaron a tirar en dirección a las torres 7 y 8 del Fonavi de Cerrito al 5600. En ese momento, Diego, el padre de la nena iba a comprar harina. Pero se quedó unos segundos hablando con Alicia, una vecina de 50 años que vive junto a su departamento del 2º piso de la tira 8. Entonces se desató un balacera. Un proyectil le rozó el maxilar izquierdo a Alicia y, al parecer, la misma bala luego atravesó el hombro derecho de la beba y le salió por el cuello.

La locura. El papá de Naiara avisó al abuelo de la chiquita. El hombre tomó su arma reglamentaria y salió a perseguir a los atacantes junto a varios vecinos. Llegaron a la casa de los hermanos Zoni, en Cerrito 5471. Allí vivía Davio "Pili" Domínguez, de 23 años. Al ver a los vecinos, los dueños de casa se subieron a la terraza y comenzaron a tirar.

Cuando la policía salió tras uno de los Zoni que intentaba escapar, el abuelo de Naiara entró a la casa y efectuó un disparo mortal que le atravesó el pecho a "Pili" (ver aparte). Poco después, los agentes atraparon a César Zoni. El muchacho estaba herido por haber sido baleado en el incidente previo con algunos vecinos.

Responsables. En su apelación, Sirio planteó que, en el fallo, el juez Kesuani adhirió a una teoría que denomina "empresa criminosa comunitaria" y aceptó que los imputados no son los autores materiales del hecho, pero sostuvo que son responsables "porque las circunstancias materiales se comunican a todos los intervinientes". El letrado requirió la absolución de sus defendidos a raíz de las contradicciones que, según él, había entre los testigos. Que declararon, alegó, sin el debido control de la defensa.

Jukic sostuvo que no se puede aceptar la queja de que los testigos hayan declarado sin el control de la defensa a raíz de que todos lo hicieron en la etapa de instrucción y el sistema procesal vigente no establece la obligación de convocar a la defensa a cada audiencia. "En el juicio, el defensor tuvo la posibilidad de plantear sus objeciones a los testigos ofreciendo nuevas declaraciones de aquellos", dijo el camarista.

El camarista valoró la declaración de Diego, el padre de la nena. "Mencionó a Domínguez y a los hermanos Zoni viniendo juntos y disparando sus armas".

"De acá para allá". La misma versión brindaron la madre de la chiquita y Alicia, la vecina que resultó herida. El otro testimonio que ponderó el magistrado es el de J.S. "Al escuchar el primer disparo salió a la calle y vio a los hermanos Zoni junto «al flaquito que mataron» (en obvia alusión a Domínguez) que «andaban «de acá para alla», y se insultaban y amenazaban «con los del Fonavi»", dijo el testigo,

Jukic expresó su disidencia con relación a la coautoría del homicidio de la beba que el juez Kesuani le atribuye a los hermanos Zoni. El magistrado señaló que Kesuani dio por sentado que el autor material fue David Joel "Pili" Domínguez. "El padre de la nena y Alicia C. dijeron que el primer disparo lo hizo "PIli" y que este tiro provocó las heridas (a la chiquita y Alicia) y después se sumaron los hermanos Zoni que siguieron disparando, pero sin lesionar a nadie", dijo.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS