Edición Impresa

Falleció una nena torturada por sus padres

Una niña de tres años que permanecía internada desde hace un mes en estado crítico tras ser golpeada y abusada sexualmente en una vivienda de la localidad bonaerense Berisso falleció ayer, mientras permanecen detenidos su madre y el...

Jueves 25 de Septiembre de 2014

Una niña de tres años que permanecía internada desde hace un mes en estado crítico tras ser golpeada y abusada sexualmente en una vivienda de la localidad bonaerense Berisso falleció ayer, mientras permanecen detenidos su madre y el padrastro.

El deceso de la niña fue confirmado por la jefa del Hospital de Niños de La Plata, María del Carmen Vivera, quien aseguró que la muerte se produjo al mediodía por un "paro cardiorrespiratorio".

Vivera dijo que "la situación de Mía fue grave desde el día que ingresó al hospital" y manifestó que "estaba conectada a un respirador artificial y los estudios neurológicos confirmaron que no tenía actividad cerebral".

Por el caso están detenidos la madre de la niña, Cecilia Cabrera (21), acusada de "tentativa de homicidio agravado", y el padrastro Sergio Algañaraz (30), por "tentativa de homicidio agravado y abuso sexual con acceso carnal agravado".

El hecho se conoció el 21 de agosto cuando Cabrera se presentó con la niña en el hospital de Berisso y dijo que su hija se había caído y golpeado.

Sin embargo, cuando los médicos la revisaron observaron que tenía hematomas en la cabeza, abdomen y los cuatro miembros, además de fracturas de cúbito, radio izquierdo y costal derecha.

Mientras evaluaban las lesiones la niña sufrió un paro cardiorrespiratorio, lo que motivó su derivación al Hospital de Niños, donde estuvo internada en coma farmacológico hasta ayer, cuando falleció. Tras la detención de la madre y el padrastro de la niña, la fiscal del caso, Virginia Bravo, ordenó allanar el domicilio de la pareja en Berisso.

La fiscal dijo en esa oportunidad que en el allanamiento se recolectaron pruebas y se derivaron para ser analizadas.

La abuela de la niña, que se identificó en esa oportunidad como Roxana, dijo que la Justicia estaba al tanto de que el padrastro era violento, pero "no me hicieron caso" y se la "sacaron con mentiras", ya que ella tenía la tenencia de la niña.

La mujer sostuvo que hizo una denuncia ante el juez de Familia, Hugo Rondina, que acompañó con "fotos de la nena golpeada y no hicieron nada".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario