Economía

Luz verde para actuar como querellante en la causa penal por los créditos

El juez federal Julián Ercolini aceptó ayer como querellante al Banco Nación (BNA) en la causa que investiga supuestos delitos penales cometidos por la gestión anterior al otorgar créditos multimillonarios a la cerealera Vicentin.

Martes 30 de Junio de 2020

El juez federal Julián Ercolini aceptó ayer como querellante al Banco Nación (BNA) en la causa que investiga supuestos delitos penales cometidos por la gestión anterior al otorgar créditos multimillonarios a la cerealera Vicentin.

El magistrado aceptó el pedido de la entidad bancaria, que ahora podrá tener acceso a la causa, sugerir medidas de prueba y —eventualmente— acusar si el caso llega a juicio oral.

El viernes pasado, el fiscal Gerardo Pollicita pidió al banco informes sobre controles y requisitos que se debían cumplir para autorizar los pagos de los créditos otorgados a Vicentin, entre otras medidas dispuestas para rastrear la ruta que siguió ese dinero.

La causa penal investiga si hubo delito en el otorgamiento de créditos a Vicentin por 18.500 millones de pesos y está delegada en Pollicita.

Por los hechos están imputados el último titular del banco, Javier González Fraga, y los empresarios de Vicentin Alberto Padoán y Gustavo Nardelli.

En el nuevo pedido de informes cursado al Banco Nación a través de un oficio judicial, la fiscalía requirió los datos de los funcionarios que intervinieron en la gestión de los créditos y autorización de envío de fondos a las cuentas de la empresa.

También solicitó que se detalle cómo autorizaban las operaciones y quiénes eran el vínculo desde la firma cerealera

Avanzada

La semana pasada, el banco remitió a los Tribunales Federales de Retiro al menos 70 archivos con informes y documentación.

Por su parte, el director del BNA, Claudio Lozano, advirtió que la deuda de Vicentin con la entidad por más de 300 millones de dólares "afecta la capacidad prestable" de la institución para otorgarles crédito a las pequeñas y medianas empresas.

"Vicentin le debe al Banco Nación más de 300 millones de dólares. Eso implica no poder disponer de la capacidad prestable para poder asignarla, por ejemplo, a la pequeña y mediana empresa. Afecta la capacidad prestable de la entidad", señaló.

En ese marco, insistió en subrayar que con González Fraga al frente del BNA, durante el gobierno de Juntos por el Cambio (JxC), la entidad "tuvo una política de fuerte concentración del crédito en pocas empresas".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario