Bicentenario

Aprendizajes: La vuelta al primer grado de la primaria

Se ríen, juegan con los cuentos mientras posan para la foto y responden que quieren empezar el primer grado "para aprender a leer, a escribir", pero en especial "para ir al recreo y al kiosco de la escuela".

Sábado 16 de Febrero de 2008

Se ríen, juegan con los cuentos mientras posan para la foto y responden que quieren empezar el primer grado "para aprender a leer, a escribir", pero en especial "para ir al recreo y al kiosco de la escuela". Santiago Telo, Magalí Navarro y Mirko Gattari de la Torre son apenas tres de los poco más de 51.000 mil alumnos que este año comenzarán la primaria en la provincia. ¿Y es primer grado o año? "Primer grado", responde la ministra de Educación de Santa Fe, Elida Rasino, para anticipar así que la aplicación de la nueva ley de educación nacional ya es un hecho en la provincia.

  El primer grado es definido por especialistas y funcionarios como el más difícil de la etapa escolar primaria. De hecho, las cifras de 2006 indicaban que en Santa Fe el 11 % de los chicos repetía este grado. "El primero tiene una dificultad adicional (a otros aprendizajes) que es la adaptación al nuevo medio", dice Elida Rasino.

  En ese sentido, las maestras de nivel inicial de Santiago, Mirko y Magalí, aseguran que "es notable la diferencia entre los niños que pasaron por el jardín y los que no". También se encargan de valorizar que el nivel inicial sea obligatorio (es la sala de cinco años, de acuerdo con la ley nacional), ya que eso trae como consecuencia que se respete más esta etapa y los padres lo vean con otros ojos.

 

Trabajo articulado

 

  Adriana Sánchez, Carina Blanco y Carina Middone —las maestras de jardín— ponen el acento en que el trabajo de articulación entre el nivel inicial y el primer grado es clave para asegurarles a los chicos un buen tránsito en la escolaridad primaria. Una articulación que desarrollan cada año con trabajos compartidos con la primaria.

  Y esto lo corroboran los tres nenes (todos cumplieron los seis) que cursarán este año el primer grado en la Escuela Nº 72 Juan B. Justo de Vélez Sarsfield 439, cuando resaltan que ya conocen el colegio, el salón en el que estarán y abren los ojos muy grandes cuando ven llegar a la maestra que estará con ellos en primero.

  Santiago es el que de inmediato cambia la cara cuando ve llegar a Ana María Pisone, la seño que le enseñará este año. La docente los saluda con un beso y una caricia, y de paso les anticipa que los esperará con una sorpresa.

  Durante muchos años Ana María ha enseñado en el primer grado de la escuela de barrio Refinería. Dice que para salvar las dificultades que trae esta etapa, se apoya "en el trabajo creativo, en el juego y en hacer intervenir a los papás". Igual asegura que lo más difícil que le toca como maestra es lograr que los padres acompañen desde el hogar. "A veces falta tiempo, el factor económico influye, y en otras ocasiones la ansiedad les gana y les resuelven las tareas a los chicos. Por eso es necesario que respeten los tiempos de sus hijos", expresa.

  Los padres también tienen sus expectativas respecto de la nueva etapa que iniciarán los nenes este año. "¡Y...es el primer grado!", exclaman Sandra Iglesias y Gustavo Navarro, los papás de Magalí para resaltar que sin dudas es una etapa significativa en la vida de su hija.

  Con ellos coincide la mamá de Mirko, Mariela de la Torre, y agrega que los chicos empiezan el año "muy motivados" para aprender. Los tres papás aseguran que eligieron la escuela 72 porque "es la del barrio, por cuestiones afectivas y por sentirse como parte de una familia".

  Apuntan que si tienen que elegir qué esperan de la escuela en general, sin dudas, es "que formen a los chicos como buenos seres humanos".

 

Año de transición

 

  La nueva ley de educación aprobada en diciembre de 2006 deja atrás la denominación de Educación General Básica, establecida en la derogada ley federal de educación. Así se vuelve a hablar de grados para la primaria (de 7 años) y de años para el secundario (de 5 años y 6 para las técnicas), ahora obligatorio.

  De acuerdo a la normativa nacional, la primaria es vista como una unidad pedagógica y organizativa destinada a formar a los niños y niñas a partir de los 6 años de edad. Y figura en sus metas principales brindarles una educación común, básica e integral.

  A nivel oficial se habla para la provincia de Santa Fe de un año de transición para aplicar la nueva ley, y donde además los contenidos se irán revisando de a poco. "Este año el acento estará puesto en el nivel superior", precisa la ministra santafesina Rasino en referencia a la formación del magisterio.

  Mientras se dan los debates sobre cómo se implementará la normativa en territorio provincial, este año una nueva generación de chicos iniciará sus clases (fecha prevista para el 3 de marzo) escribiendo en las etiquetas de sus cuadernos: "Primer grado".

  —¿Qué les aconsejaría a los padres cuyos hijos comenzarán el primer grado de la primaria?

  —Que los acompañen, que los ayuden con una mirada, con una caricia. Sentarse al lado y mirar lo que hacen es hacerles sentir que es importante lo que realizan, y eso es muy valioso para los chicos.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario