Policiales

Piden 11 años de prisión por una tentativa de femicidio

Una joven casi muere en mayo por los golpes en el rostro y la cabeza propinados por su pareja. Ahora lo visita en la cárcel y pide que lo liberen.

Miércoles 31 de Octubre de 2018

Estefanía G. se paró apenas terminó la audiencia, caminó hasta el estrado y, tras charlas con su ex pareja, le dio un beso en los labios al hombre que visita en la cárcel y que, según la acusación, hace apenas cinco meses intentó matarla. Antes, el juez aceptó la imputación de la Fiscalía por tentativa de femicidio y el pedido de 11 años de prisión para el joven que en mayo pasado golpeó a su mujer contra una pared y le provocó gravísimas lesiones.


"Estamos acostumbrados a ver este tipo de reacciones en los casos de violencia de género. Y esto atraviesa a todas las clases sociales", explicó un operador de la Justicia a La Capital sobre la postura que adoptó la mujer de Leonel C., acusado por el fiscal Miguel Moreno de tentativa de homicidio calificado por el vínculo y por mediar situación de violencia de género.

El hecho ocurrió la noche del 29 de mayo en Pasaje 1813 a 5600 (Centeno a esa altura). Los gritos de Estefanía pidiendo auxilio alteraron al vecindario y a su propia suegra, quien se acercó a la vivienda de su hijo y vio a la joven desvanecida y con sangre en el rostro. "¿Qué le hiciste?", le recriminó a su hijo y pidió que buscara un auto.

El joven salió corriendo cuando llegaban su suegro, otros familiares y vecinos que lo escucharon decir: "La maté, esta vez la maté". Estefanía fue traslada al Heca, donde estuvo internada en terapia intensiva.

Al otro día Leonel C. fue detenido y el fiscal Moreno le atribuyó la autoría del hecho a partir del relato de vecinos y una hermana de la joven que refirió a una historia de violencia doméstica. Esa mujer dijo que la pareja se conoció en 2015 y que al poco tiempo ella quedó embarazada. Recién cuando la nena nació, en marzo de 2016, el joven volvió a aparecer en la vida de Estefanía. A fines de 2016 se separaron y ella lo denunció por violencia. Entonces el juzgado de Familia 7 emitió una orden de restricción de A pesar de ello, la pareja volvió a convivir y sobre Leonel hubo más denuncias de familiares de Estefanía que advertían la situación.

Un final impensado

El juez Hernán Postma aceptó la calificación del fiscal y Leonel quedó imputado por tentativa de homicidio calificado por el vínculo y por mediar situación de violencia de género. Además, le impuso la prisión preventiva sin plazos.

La medida cautelar fue apelada por la defensa, a cargo de Eduardo Sosa, pero fue confirmada y en esa condición se llegó ayer a la audiencia preliminar al juicio.

La fiscal Luciana Valarella reiteró las evidencias y agregó antecedentes del acusado contra una ex pareja además del testimonio de una amiga de la víctima que dieron cuenta de su perfil; aclaró que el joven "detuvo su accionar recién cuando pensó que la había matado" a Estefanía y pidió 11 años de prisión efectiva.

El defensor, en tanto, explicó que "el joven es único sostén de familia y tiene que trabajar. Ella lo visita en la cárcel y tiene un vínculo normal con su mujer. Propongo que se haga un abordaje psicológico, pero es descabellado llevarlo a un juicio".

Tras un cruce entre Fiscalía y defensa, el juez llamó al estrado a Estefanía: "Me opongo al juicio, no quiero ir a juicio. Ya firme papeles",dijo la joven en relación a los pasos formales previos a un acto abreviado. Y ante una pregunta del defensor la joven dijo: "Quiero que Leonel salga para poder trabajar".

Finalmente el juez Postma aceptó la calificación de la Fiscalía y el pedido de pena y prorrogó la prisión preventiva. Entonces Estefanía se acercó al banquillo de los acusados, le tomó las manos a Leonel y habló con él unos segundos. Antes de que lo esposen, él se paró, acercó su rostro al de Stefanía y se besaron en los labios.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario