Policiales

Hijo del "Pájaro" Cantero demorado por robar una moto junto a un cómplice

Lautaro G., de 16 años, denunció el lunes ante efectivos de la subcomisaría 20ª de la zona sur que dos delincuentes armados le robaron la moto en la que circulaba y que luego le enviaron un mensaje en el que le ofrecían devolvérsela a cambio de dos mil pesos.

Miércoles 26 de Diciembre de 2018

Lautaro G., de 16 años, denunció el lunes ante efectivos de la subcomisaría 20ª de la zona sur que dos delincuentes armados le robaron la moto en la que circulaba y que luego le enviaron un mensaje en el que le ofrecían devolvérsela a cambio de dos mil pesos. Ante tal situación dio aviso a la policía y pactó la entrega. Entonces fueron detenidos dos muchachos, uno de ellos hijo del asesinado líder de la banda de Los Monos, Claudio "Pájaro" Cantero.

Una vez que llegó a la comisaría y contó lo ocurrido, la víctima del atraco acordó por teléfono el pago del rescate de su vehículo en la esquina de Melián y Khantuta. Así, una vez consumada la devolución, los policías que observaban desde cerca la "entrega controlada" demoró a Uriel C., de 15 años; y a Nahuel G., de 16, quienes circulaban en sendas motos cerca de Pasaje 509 y Pasaje 514, en el corazón del barrio Las Flores.

El primero iba a bordo de una Motomel 110cc que resultó ser la robada a Lautaro G., el muchacho que hizo la denuncia en la subcomisaría 20ª.

Reclamos a los gritos

Uriel, hijo del "Pájaro" Cantero, y Nahuel fueron trasladados a la seccional que se levanta junto al Apeadero Sur del ferrocarril. En ese momento, dijo la policía, llegó un grupo de personas que empezó a insultar a los efectivos, arrojar golpes de puño y atacar a los móviles intentando liberar a los adolescentes.

Incluso las fuentes policiales sostuvieron que Lorena Verdún, de 40 años, ex pareja del "Pájaro" y madre de Uriel, empezó a gritarles: "Ustedes no saben con quién se meten, yo soy de la familia Cantero, los voy a cagar a tiros y los voy a matar. A mi hijo nadie lo lleva preso, mañana están echados de la policía, son unos hijos de p..., muertos de hambre".

Ante los incidentes, y para evitar un mal mayor, la policía determinó trasladar el procedimiento y las motos a la comisaría 15ª donde se constató que la moto roja que estaba siendo conducida por Uriel era la denunciada por Lautaro G. y que no tenía impedimientos legales para su uso.

Desde el juzgado de Menores, en tanto, ordenaron que se inicie causa por el hecho de robo sin fichas a Uriel y Nahuel, quienes poco después volieron con sus padres.


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});