Pandemia

Eduardo Feinmann fue dado de alta y dejó el Sanatorio Otameni donde fue internado por coronavirus

El periodista de A24 y radio Rivadavia abandonó el centro asistencial esta mañana de buen humor y ya recuperado del cuadro delicado que obligó a su hospitalización.

Lunes 31 de Agosto de 2020

Tras estar una semana internado, el periodista Eduardo Feinmann recibió el alta médica. El conductor del noticiero de A24 y de la mañana de radio Rivadavia dio positivo de Covid-19 y tuvo que ser hospitalizado por precaución después de tener fiebre alta varios días sin que pudiera bajarla con los métodos usuales.

De buen estado de ánimo y agradecido con el personal de salud Feinmann dejó esta mañana el centro sanitario. Según trascendió, espera en los próximos días poder retomar su actividad laboral, ya que se siente recuperado de la afección que lo tuvo a maltraer desde que el 19 de agosto supo que se había contagiado.

Cuando transitaba el octavo día desde que se confirmó que había contraído la enfermedad, Feinmann sufrió un estado febril alto que no cedió ante los tratamientos habituales con paños fríos. Para evitar que la situación se agrave fue trasladado al centro asistencial a fin de monitorear cómo evoluciona.

Feinmann confirmó en su cuenta oficial de Twitter la noche del pasado miércoles 19 de agosto que, después de sentir una fuerte disfonía, había concurrido al Hospital de Clínicas a hacerse el test de Covid-19, que le dio positivo. Y, pese a ser crítico de la cuarentena, dio un consejo: “Les digo que mantengamos el distanciamiento social y cuídense”.

“Esto le puede pasar a cualquiera, nadie está exento. Estamos muy expuestos por nuestro trabajo, por eso solamente les digo que mantengamos el distanciamiento social y cuídense”, continuó Feinman, en un esfuerzo por llevar tranquilidad a los seguidores de sus programas de radio y televisión. Su contagio se dio en un momento muy delicado en el Amba por Covid-19.

Embed

Tras ser internado, y con el correr de las horas, el cuadro sumó elementos que provocaron una mayor cuidado médica. La fiebre no descendía. El virus había provocado una neumonía que obligó a la asistencia de oxígeno: si bien no requirió intubación, le colocaron una mascarilla.

>> Leer más: Internaron a Eduardo Feinman en el Sanatorio Otamendi por coronavirus

Además permaneció en una sala común, sin ser derivado a la terapia intensiva, pero con una atención clínica permanente. Los médicos confiaron en todo momento que la evolución de la enfermedad iba a ser favorable. El foco estaba puesto en la neumonía, aunque ya había indicios que asomaban como alentadores.

La fiebre comenzó a registrar un marcado descenso. Además, los estudios clínicos determinaron que la infección no había avanzado. El jueves por la tarde se decidió retirarle el oxígeno: ese mismo día por la noche fue la primera vez que el periodista durmió sin la bigotera, luego de 72 horas de asistencia.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS