Ovación

Central y Newell's, unidos en el talento a nivel mundial

La reciente contratación del ex canalla Lo Celso por el Tottenham Hotspurs que dirige el ex leproso Mauricio Pochettino revive los fructíferos encuentros que en los últimos tiempos se dieron entre personajes con pasado en los clubes de la ciudad.

Sábado 10 de Agosto de 2019

Las pasiones rosarinas siempre se encuentran para brillar. Newell’s y Central son usinas inagotables de un talento que suele esparcirse muchas veces unido por cada rincón del planeta futbolero. El más reciente ejemplo es la millonaria contratación del magnífico volante Giovani Lo Celso, de pasado canalla, por parte del poderoso Tottenham Hotspur de Inglaterra que dirige Mauricio Pochettino, ex jugador leproso campeón en la época de Marcelo Bielsa. Y fue justamente Poche, de cuna rojinegra, el que hizo mucha fuerza para que llegue Gio, el crack surgido en la cantera auriazul. Una muestra entre tantas de que el fútbol profesional puede dejar de lado el mero folclore, que incluso muchas veces llega a convertirse en fanatismo y atenta contra los propios intereses de los clubes rosarinos, en una de las ciudades más futboleras del mundo. Hay una galería interminable de relaciones que vale la pena repasar entre personajes que surgieron en Newell’s o en Central y que cruzaron sus carreras pelota de por medio.

   Lo Celso (23 años) es una de las últimas joyas surgidas en la cantera canalla, que desde Arroyito fue transferido a PSG de Francia, luego a Betis de España y ahora recaló, en principio a préstamo, en Tottenham, el subcampeón en vigencia de la Liga de Campeones de Europa. Incluso Gio es uno de los integrantes de la renovación de la selección argentina que está llevando adelante el ex jugador leproso Lionel Scaloni. Pero fue el notable ex defensor rojinegro y ahora DT Mauricio Pochettino el que pidió a gritos a Lo Celso como refuerzo y Tottenham lo contrató ante el interés que también habían demostrado, por ejemplo, los tanques Barcelona y Real Madrid de España.

   Giovani Lo Celso ni bien puso un pie en su nuevo club inglés fue consultado por su pasado canalla en contrapartida del origen leproso de su nuevo entrenador Pochettino y con un sonrisa respondió: "Sabemos de la rivalidad con Mauricio, pero eso mejor lo dejamos en Rosario”. Y agregó risueño: "Acá esperamos no tocar el tema, no tener diferencias. Así que con ese asunto no vamos a tener problemas”.

   Está claro que Pochettino lejos de "influirle” el pasado de Lo Celso, se focalizó en lo que le puede aportarle el jugador y por eso lo alistó a su tropa. Así la sociedad Pochettino-Lo Celso será una de las grandes atracciones de la liga inglesa y del fútbol europeo en la temporada que está a punto de comenzar en el Viejo Continente.

   Pero estas "sociedades” y relaciones entre canallas y leprosos tiene muchísimos antecedentes. Y vale la pena repasarlos. Como el que protagonizaron el Kily González y Marcelo Bielsa. Fue justamente el Kily el que expresó que "Marcelo me marcó en mi carrera, me sacó lo mejor como jugador y me enseñó a ordenarme tácticamente. Lo mejor de mi carrera lo saqué cuando me dirigió Bielsa en la selección”. Un elogio fabuloso de un símbolo canalla hacia el máximo ídolo de la historia leprosa como es Marcelo Bielsa.

   Pero hay más. En la actual selección argentina armaron un relación de amistad Lionel Messi, de paso por las infantiles leprosas, y Angel Di María, que saltó a la fama tras su paso notable por la primera división de Rosario Central. Incluso, la Pulga en Barsa enfrentó varias veces a Fideo cuando estaba en Real Madrid. Pero con la camiseta de la selección son inseparables y juntos compartieron grandes alegrías y tristezas.

   También vale la pena repasar el encuentro que se dio en Rosario en noviembre de 2012 cuando los por entonces DT de la selección argentina Alejandro Sabella, el técnico leproso Gerardo Martino y el entrenador auriazul Miguel Angel Russo compartieron una charla amena, repasaron anécdotas y hablaron de fútbol en un congreso deportivo. "Acá tenemos el mediocampo con el Tata, Miguel y yo”, había expresado Sabella resumiendo la camaradería que caracterizó al encuentro de los destacadísimos entrenadores y personas.

   Otro ejemplo de encuentro con gloria lo dieron Edgardo Bauza como DT, surgido del riñón canalla, y Damián Manso, futbolista muy querido en Newell’s, que juntos conquistaron la Copa Libertadores 2008 en la Liga de Quito de Ecuador. Patón fogoneó la llegada del Piojo y le dio un rol clave en su equipo para alzar el máximo trofeo continental.

   Tampoco hay que olvidar que Diego Maradona (de breve paso como jugador leproso), en su carácter de entrenador de la selección argentina, hizo mucha fuerza para que la localía sea en Rosario y más precisamente en la cancha de Central, motivado por la cercanía de la gente con el campo de juego para sentir el respaldo incondicional.

   También está el ejemplo del Mundial de 1978, en el que Argentina se coronó campeón del mundo, el técnico era el Flaco Menotti, surgido en Central, y el cinco titular era el Tolo Gallego, que en ese momento jugaba en Newell’s.

   La muestra podría seguir. Lo más importante es que Newell’s y Central suelen unir sus talentos en distintos desafíos que afrontan en diferentes escenarios futbolísticos. Tal vez, a ambas dirigencias actuales y también a los hinchas les serviría seguir alimentando el folclore sano, pero unirse en causas de interés común para que el fútbol rosarino sea cada vez más grande. Que se pueda jugar el clásico con los dos públicos y ser sedes de partidos oficiales de selección. Jugadores y técnicos destacados surgidos en la ciudad no faltan. Sobran los ejemplos.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario