La Región

Trasladan en Casilda vehículos del frente de la jefatura policial

Vehículos secuestrados por siniestros, delitos, o contravenciones y que desde hace tiempo se encontraban afectando zonas de la vía pública casildense o abarrotados en lugares ya saturados al fin comenzaron a ser trasladados al recientemente inaugurado depósito judicial con que cuenta esta ciudad cabecera del departamento Caseros en un predio situado a la vera de bulevar Tomat al 1.800.

Martes 30 de Enero de 2018

Vehículos secuestrados por siniestros, delitos, o contravenciones y que desde hace tiempo se encontraban afectando zonas de la vía pública casildense o abarrotados en lugares ya saturados al fin comenzaron a ser trasladados al recientemente inaugurado depósito judicial con que cuenta esta ciudad cabecera del departamento Caseros en un predio situado a la vera de bulevar Tomat al 1.800.

El flamante espacio, que fue acondicionado por personal municipal, trajo alivio a los vecinos linderos al edificio de la jefatura de la Unidad Regional IV que por años debieron lidiar con el desagradable panorama así como los inconvenientes y molestias generados por la acumulación de rodados maltrechos frente la sede policial.

La cuadra de 1º de Mayo al 1700 así como un sector de Estanilao Zeballos se habían convertido, como dio cuenta oportunamente La Capital, en una suerte de playa de estacionamiento de coches chocados en pleno centro de la ciudad. Y a ello se sumaba la gran cantidad de autos, motos y bicicletas alojadas en el patio de la jefatura que también empezaron a ser llevados al predio para liberar el terreno.

Una vez concluida esta primera etapa se hará lo mismo con unidades alojadas en galpones alquilados por el municipio, lo que le permitirá al municipio achicar gastos ya que el costo que demanda el predio donde funciona el nuevo depósito judicial es absorbido por la provincia.

"Estamos muy contentos porque tras tanto tiempo de insistencia finalmente ya no hay más autos siniestrados en inmediaciones de la jefatura, lo que era una imagen desagradable además de los problemas que ocasionaba", aseguró ayer a este cronista una comerciante para sintetizar la satisfacción que produjo en la zona lo sucedido.

Y no es para menos ya que el malestar de los vecinos era tal que se tradujo en reclamos a las autoridades. El predio además de haber sido dotado de la infraestructura necesaria para la función a la que fue afectado cuenta con un módulo que es usado por personal de la fuerza de seguridad como puesto de guardia de vigilancia a fin de evitar posibles robos o hechos vandálicos.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario