La ciudad

El "legado Deliot" pasa a llamarse Los Tres Cerros

El nombre fue elegido a través de una votación por internet. La propuesta ganadora obtuvo el 58,60 por ciento de los votos.

Domingo 23 de Diciembre de 2018

Los terrenos en las islas frente a Rosario donados hace décadas a la ciudad por el filántropo Carlos Deliot dejarán de ser "el legado Deliot" para pasar a llamarse "Los Tres Cerros", después que ese nombre resultara elegido a través del voto en la modalidad on line y desplazara a las otras dos opciones: "Paranacito" y "Arroyo de la Cruz".

La iniciativa de darle un nombre a la reserva, que funciona desde hace dos años, surgió de la comisión multisectorial que integran organizaciones ambientalistas de la ciudad y autoridades locales y provinciales.

Esa comisión es la que se encarga de acordar estrategias para la protección de las islas y allí se definió el plan de manejo para la recuperación ambiental, social y cultural de los lotes y el cuidado de los habitantes isleños que practican un modo de vida sustentable, como lo hacen los pescadores artesanales.

La reserva consta de 1.700 hectáreas que pertenecen a Rosario. Desde hace dos temporadas, el municipio puso en marcha un proyecto de ecoturismo que busca preservar el entorno natural y aprovechar el espacio para visitas, actividades culturales, recreativas y educativas.

Este año las visitas recreativas al sitio comenzarán el próximo 2 de febrero, el Día Internacional de los Humedales.

El nombre evoca a los primeros pobladores de la zona, ya que "Los Tres Cerros" refiere a montículos de tierra construidos por los Chaná, indígenas del delta que ocuparon los sectores naturalmente elevados de las islas, como albardones y médanos, pero también hicieron montículos de tierra conocidos localmente como cerros o cerritos.

Justamente, fue en esos cerros o cerritos donde instalaron sus asentamientos y enterraron a sus muertos.

Estos montículos de tierra llegaron a tener tres metros de altura y centenares de metros cuadrados de superficie, constituyendo una notable modificación del paisaje que era completamente llano en ese entonces.

Fueron las estructuras más duraderas y visibles que han erigido las poblaciones indígenas que estuvieron en el litoral, y en ellas se han encontrado vasijas y variados restos de cerámica de una gran importancia arqueológica.

Estudios de investigadores arqueológicos de la Universidad Nacional de La Plata sobre los tres cerros indican que se trata de una elevación artificial a la que se agregaron arcillas, tierras quemadas, huesos y fragmentos de vasijas para aumentar su altura y cohesión.

La superposición de capas formadas por los distintos elementos sirvió, entre otras cosas, para proteger el sitio de las frecuentes crecidas del río.

Por su parte, los lotes legados por el filántropo Carlos Deliot se encuentran en la isla Charigüé y están a una hora de viaje desde Rosario. En el predio, la Municipalidad realizó obras como la construcción de pasarelas, baños y otras mejoras para que el espacio pueda ser utilizado por los visitantes que se acerquen.

Se trata de una infraestructura mínima para modificar lo menos posible el lugar.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});