La ciudad

Assa está dispuesta a colocar medidores en las galerías del centro rosarino

El pedido lo hicieron los comerciantes en un intento más por bajar los costos y afrontar la crisis. Buscan que se flexibilicen los requisitos.

Martes 12 de Marzo de 2019

Los dueños de los locales de las galerías del centro están buscando la forma de disminuir los costos fijos. Por eso solicitaron ayer al Ente Regulador de Servicios Sanitarios (Enress) que acompañe el pedido a la empresa Aguas Santafesinas S.A. (Assa) para que se coloquen medidores y así pagar sólo lo que consumen, y no por metro cuadrado como se hace hasta el momento.

La solicitud se presentó ayer en la reunión mantenida entre los dueños de locales y representantes de los consorcios de las galerías céntricas y el directorio del Ente Regulador de Servicios Sanitarios (Enress). Allí el organismo se comprometió a acompañar el pedido y aseguró que la empresa Assa tiene "buena disposición para colocar los medidores". Sin embargo, esta respuesta no fue suficiente para los comerciantes.

"Nosotros necesitamos que flexibilicen los requisitos que nos exigen para colocar los medidores", expresó Fabio Acosta, representante de la Asociación de Comerciantes del Casco Histórico.

Uno de esos requisitos es que todos los propietarios estén de acuerdo con la colocación de medidores y para ello se exige la firma certificada de cada uno.

"Para nosotros es imposible conseguir la firma de todos los consorcistas porque son muchísimos y algunos ni siquiera viven en el país", puntualizó Acosta, quien también aclaró que este pedido está contemplado en el nuevo Código Civil y Comercial de 2015, que permite que se tomen decisiones según la mayoría, y no con la representación de cada una de las partes.

En este sentido, Acosta dijo: "Pedimos a la empresa que se aggiorne al nuevo Código".

A su vez, los comerciantes exigieron que Assa no les pida la fotocopia de los planos internos de las galerías. "Ya los tienen y además no les hacen falta", apuntó Acosta.

La solicitud presentada ayer abarca a los comerciantes que tienen sus locales en las galerías Rosario, La Favorita, Mercurio, Independencia y el Shopping Palace Garden, donde el aumento de las tarifas de los servicios públicos como agua y luz, sumado a la baja de las ventas, están sumiendo al sector en una coyuntura económica muy compleja.

Consumo medido

Desde Aguas Santafesinas manifestaron que la voluntad de la empresa es colocar los medidores, "siempre y cuando se cumplan las condiciones técnicas", como contar con la firma de todos los consorcistas y que se presenten los planos del lugar.

"El medidor es un derecho que puede ejercer cualquier usuario, y nosotros tenemos la obligación de colocarlo en 90 días", explicó Guillermo Lanfranco, responsable de Relaciones Institucionales de Assa.

"Si el medidor abastece a más de una cuenta, tiene que haber consenso de todos", expresó Lanfranco. Eso es lo que sucede en los edificios. Los departamentos tienen una sola conexión que abastece a cada vivienda.

"En el caso de las galerías, como sucede en los edificios de departamentos, es imposible colocar un medidor en cada unidad, porque habría que ubicar uno en cada canilla y en cada baño, algo que es imposible", abundó el vocero de la empresa.

"El sistema de construcción que se implementó en Rosario es que el agua se abastece a partir de un mismo tanque de agua para todos los departamentos. En el caso de colocar un medidor, lo que se hace es que se coloca uno por consorcio y se reparten los gastos", continuó Lanfranco.

En cuanto a la necesidad de los planos, explicó que se solicitan esas fotocopias para verificar cómo es la instalación interna de la conexión de agua.

Ahora lo que resta es que el Enress haga la solicitud formal de los comerciantes ante la empresa Aguas y comiencen los trámites para la colocación de los medidores.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});