Información Gral

Hallan botella con un mensaje lanzada al mar en 1904 para hacer un experimento

El envase llegó a la playa de la localidd alemana de Amrum. En el interior había una postal que pedía que la enviaran a la Asociación de Biología Marina del Reino Unido y así lo hicieron.

Sábado 22 de Agosto de 2015

Un centenario mensaje enviado en una botella arrojada al mar, posiblemente el más antiguo que se haya encontrado, llegó por fin a destino.

   Arrojada al Mar del Norte entre 1904 y 1906, la botella llegó a la playa de la localidad alemana de Amrum y fue hallada por una pareja en abril. En el interior había una postal que pedía que la enviaran a la Asociación de Biología Marina del Reino Unido y así lo hicieron.

   “Estamos muy emocionados”, dijo el vocero del grupo, Guy Baker. “Por cierto que no esperábamos ya recibir más de estas postales”.

   Baker dijo que la botella era una entre un millar arrojadas al Mar del Norte por el investigador George Parker Bidder, luego presidente de la asociación, como parte de un proyecto de investigación de las corrientes marinas profundas. Estaban lastradas para flotar por encima del lecho marino.

   La postal en la botella prometía pagar “un chelín de recompensa” a quien la devolviera a la asociación, con sede en la ciudad portuaria de Plymouth, junto con información sobre el lugar y la fecha del hallazgo.

   La mayoría de los mensajes fueron devueltos hace décadas.

   La asociación ha pedido al Libro Guinness de los Records Mundiales que lo reconozca como el mensaje en una botella más antiguo que se haya recuperado. El récord actual, correspondiente a un experimento científico de 1914, fue hallado 99 años después.

   De acuerdo con el diario británico The Telegraph Marianne Winkler, una jubilada, que estuvo de viaje junto con su marido en la isla alemana de Amrum encontró en la orilla del mar del Norte una extraña botella con una postal y la nota que decía “rompe”. “Al principio mi marido, Horst, trató de recuperar cautelosamente el mensaje de la botella, y dado que no pudo, tuvimos que sacarlo de la manera como lo pedía la nota”, dijo la mujer.

   Winkler y su marido se toparon con una postal sin fecha, cuyo mensaje escrito en inglés, holandés y alemán, pedía a quien lo encontrara que apunte la información de cómo y dónde lo había descubierto y envíe el contenido de la botella a la Asociación de Biología Marina de Plymouth, recibiendo a cambio como recompensa un chelín inglés (hasta 1971 equivalía a la vigésima parte de una libra esterlina), que fue el premio recibido por el matrimonio.

   Bidder había lanzado al menos 1.020 botellas al mar, algunas de las cuales fueron encontradas casi enseguida por los pescadores y algunas, como esta última, desaparecieron.

   Según ha explicado al diario uno de los ejecutivos de la Asociación de Biología Marina de Plymouth los científicos señalan que es el mensaje más antiguo que fue recuperado del mar hasta la fecha, subrayando que los investigadores ya se habían puesto en contacto con el Libro Guinness de los Récords y están esperando su confirmación sobre el hecho.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario