Cartas de lectores

Las políticas de drogas

La Asociación de Reducción de Daños de La Argentina, ante la aparición en los medios de comunicación de la discusión producto de la tragedia suscitada en torno a la muerte de Natacha Jaitt, declara: en primer lugar, enviamos nuestras sinceras condolencias a familiares y amigxs.

Martes 05 de Marzo de 2019

La Asociación de Reducción de Daños de La Argentina, ante la aparición en los medios de comunicación de la discusión producto de la tragedia suscitada en torno a la muerte de Natacha Jaitt, declara: en primer lugar, enviamos nuestras sinceras condolencias a familiares y amigxs. Dicho esto, en lo que todxs deberíamos coincidir, queremos manifestar nuestras diferencias al tratamiento, en algunos casos malicioso, que diversos panelistas mediáticos, pero fundamentalmente, personajes nefastos que no pierden oportunidad para defender sus intereses, están realizando. Nuevamente vuelven a blandir las banderas del Abstencionismo/ Prohibicionismo que han sido las teorías que llevaron al fracaso las políticas públicas de drogas en la Argentina. Sorprende la reaparición de los dinosaurios de siempre que comparten ideología con la conductora televisiva que los creía vivos... Insistimos una vez más, como lo venimos haciendo desde hace más de 20 años, en la necesidad de cambiar las políticas de drogas en dirección de poner al ser humano en el centro de la escena. Siempre sostuvimos que los problemas con las drogas se resuelven desde una política dirigida desde los principios de la reducción de daños, lo que significa para los usuarios de drogas, el acceso a los servicios sociosanitarios, la posibilidad de revisar sus cuestiones subjetivas, el derecho a la información necesaria para evitar estos sucesos desgraciados; pero fundamentalmente, para la sociedad en su conjunto, la reducción de los daños que producen estos discursos que, demonizando a las sustancias, objetualizan a los ciudadanos convirtiéndolos sólo en consumidores, adictos y delincuentes. Por todo esto consideramos urgente que los medios de comunicación revean a qué falsos profetas invitan para que expongan sobre adicciones y que en cambio, de una vez por todas, empiecen a empatizar con los profesionales que trabajan desde la reducción de daños, política que es aplicada con éxito en decenas de países y que en nuestro país es impulsada por la ley de salud mental.

Gustavo Zbuczynski (presidente de Arda)

Silvia Inchaurraga (secretaria general de Arda)


Libertad de expresión

Cuando nos llaman al silencio amablemente o no, cuando se amenaza sutilmente el coartar la libertad de todo ciudadano a expresar sus ideas porque molesta, porque el "relato oficial" no admite una lectura crítica sin derrumbarse podemos alistarnos en las filas de la obediencia o ser quienes somos. La elección se nos vuelve simple. De lo que elija cada argentino poder pensar, decir, hacer y ser resultará un diferente país. La versión de una Argentina sin libertad de expresión ya la hemos vivido y no parece deseable el ser repuesta. Ojalá los medios gráficos argentinos quieran y sepan priorizarla y defenderla.

Karina Zerillo Cazzaro


¿Inseguridad o terrorismo?

Platón afirmaba que se terminaría la injusticia en el mundo sólo cuando quien no la sufriera sintiese tanta indignación como quien es objeto de ella. En este contexto es curioso que se discuta si el brutal ataque al Gran Rabino Davidovich constituye un hecho de inseguridad o no, y se hayan generado teorías instantáneas para desestimar que este ataque pueda ser considerado como un ejemplo de "inseguridad". Si limitamos la definición de inseguridad exclusivamente al temor que siente la gran mayoría a ser golpeado, torturado y/o asesinado por un puñado de monedas estamos expresando nuestros propios prejuicios excluyendo los crímenes de odio racista, sexismo, orientación sexual, ideología o diferencias personales. Es de esperar que el Ministerio de Seguridad actúe de inmediato para establecer quiénes son los culpables y ponerlos a disposición de la Justicia. Esto es especialmente urgente porque los ataques antisemitas (en suba global alarmante) están directamente correlacionados con las actividades de países que apoyan y/o patrocinan el terrorismo internacional.

Leonardo Peusner


El aumento castigo de la EPE

Como jubilado denuncio el aumento castigo del 314 por ciento en la última facturación que me impuso la EPE por excederme en 23 kilovatios en el consumo eléctrico bimestral, consumí 263 kw y la máxima permitida es de 240. Vivo solo en un departamento de 48 metros cuadrados desde hace 53 años, y me resultó humillante la explicación brindada por la empresa.

Oscar Ciro Pérez

DNI 6.039.231

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});