Policiales

Ratifican la condena al asesino del empleado de una maderera

Hace cinco meses Cristian Nicolás Ramírez, de 25 años, fue condenado a 17 años de prisión. Ahora ratifican la pena estipulada.

Jueves 08 de Febrero de 2018

Hace cinco meses Cristian Nicolás Ramírez, de 25 años, fue condenado a 17 años de prisión. La Justicia entendió que, en 2015, había matado a tiros a Rubén Ramón Martín, un hombre de 58 años que se resistió a un asalto en una maderera de barrio Hostal del Sol en la que trabajaba. Ramírez fue detenido luego de intentar escapar, primero en moto y después corriendo. Las características de esa persecución fueron de las que se sirvió la defensa para apelar la sentencia: para la abogada del sospechoso, en medio de la huida, los testigos perdieron de vista al asesino y, al cruzarse con Ramírez, lo confundieron con el verdadero responsable del crimen. Sin embargo, la Cámara Penal la confirmó esta semana al entender que los testimonios, filmaciones y pericias concluían que la persona que había apretado el gatillo era la misma que había sido apresada. También confirmaron la unificación con una condena previa, por lo que Ramírez deberá cumplir una pena de 18 años y medio de prisión.

El hecho

Rubén Ramón Martín fue asesinado de dos balazos el 6 de agosto de 2015. Cuando lo mataron, llevaba unos seis meses trabajando en la maderera Marullo, ubicada en Jorge Newbery 8174, a unas pocas cuadras de donde vivía, en el barrio Hostal del Sol.

Ese día, cerca de las 9, un joven armado llegó al comercio en una moto robada que era conducida por un nene de 13 años. Ingresó al comercio y forcejeó con Martín, que blandiendo una madera consiguió sacarlo del local y arrinconarlo contra un auto que estaba en la vereda. En ese momento el autor del fallido robo abrió fuego: dos plomos calibre 22 se enterraron en el tórax y el abdomen de Martín, que murió camino al hospital.

De acuerdo con el fallo, después de disparar el asesino subió a la moto en la que lo esperaba el chico y arrancó por Jorge Newbery hacia el este. Un amigo de la víctima vio toda la secuencia a diez metros de distancia, puso en marcha su auto, los siguió y chocó la moto. Los sospechosos cayeron al piso. El chico de 13 años fue retenido en el lugar por algunas personas que quisieron lincharlo, pero terminaron por entregarlo a la policía. El autor de los disparos continuó la fuga a la carrera y fue detenido en un descampado un rato después.

El detenido fue identificado como Cristian Nicolás Ramírez y hoy tiene 25 años. En septiembre del año pasado, un tribunal integrado por los jueces Irma Bilotta, Mónica Lamperti y Alejandro Negroni lo condenó a la pena de 17 años de prisión como autor de un homicidio doblemente agravado por el uso de arma de fuego y por la participación de un menor de edad. A ese grave delito se le sumaron dos hechos de encubrimiento.

El tribunal le añadió a esta condena una pena anterior, a un año y medio de prisión condicional, impuesta al muchacho en marzo de 2015 por dos tentativas de robo.

Evidencias avaladas

La abogada Andrea Corvalán, representante de Ramírez, apeló el fallo. Según la defensora, Ramírez fue detenido injustamente porque no fue la persona que había baleado a Martín. De acuerdo con esta teoría, en medio de la fuga del asesino hubo un punto ciego. Es decir: en un momento de la huida a pie, los testigos le perdieron el rastro al matador. Luego fue detenido Ramírez que, de acuerdo con esta teoría, no tenia ningún tipo de vinculación con el crimen.

Sin embargo, esta semana los jueces de Cámara Gabriela Sansó, José Luis Mascali y Carina Lurati confirmaron la condena contra Ramírez. Para los magistrados, los testimonios recogidos en el lugar del hecho, las imágenes tomadas de las cámaras de seguridad de la zona y las pericias realizadas en primera instancia son suficientes para confirmar la sentencia recurrida, por lo que Ramírez deberá purgar una pena de 18 años y medio de prisión.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});