Policiales

Los códigos de los grupos que copan lugares vacíos

Domingo 10 de Marzo de 2019

Cada vez que un tira tiros sale de circulación surge al menos un sucesor que busca hacerse un cartel a sangre y fuego. Escalar en la valoración y reconocimiento dentro de la banda a la que pertenecen. Motivar que ante su paso nadie se anime a mirarlo de frente a los ojos. Una postal común en barrios periféricos donde el valor "trabajo" está devaluado y muy por debajo del cartel, grandeza y respeto social que sienten que les provee el delito.

Mostrarse como sanguinarios y resueltos infunde miedo. Y en ese temor encuentran poder. Son eslabones efectivos aunque desechables en la cadena de la organización delictiva de la que forman parte. Se los llama tira tiros, sicarios, gatilleros, pistoleros, pibes que llevan adelante el duro oficio de meter plomo por gusto, por broncas propias o por contrato. Pueden ser arietes peligrosos con gran poder para generar daño o "carne de cañón" para ser consumida por el sistema que administra la violencia. Hablan por el poder del calibre que utilizan al disparar.

Al mejor postor

"El problema que se tiene con pibes como Yair o «Cachito» es que tienen tantas broncas que para pegarles un tiro hacen fila. Entonces, están una tarde en un lugar y a la noche o a la madrugada siguiente ese sitio es atacado a balazos. Es cuestión de tiempo para que les acierten a ellos o le peguen un balazo a uno que nada tiene que ver", explicó una calificada fuente.

"Ya no es necesario que estos pibes estén bajo el ala de una banda trabajando como brazo armado. Hay grupos que se han consolidado como bolsones de tira tiros que trabajan al mejor postor", aportó otra fuente. "En la calle se ve cada vez más clara la asociación de pesos pesados antes enfrentados, y para esos «patrones», estos pibes son reciclables. Siempre hubo tira tiros. Y siempre los habrá", indicó un investigador que conoce la realidad de los barrios rosarinos.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});