POLICIALES

La Paz al 1600: el presunto agresor sexual fue liberado porque la víctima no quiso denunciar lo ocurrido

Desde la Fiscalía Regional indicaron que la joven que este domingo fue rescatada de una agresión decidió no instar la acción penal

Lunes 19 de Abril de 2021

El episodio no deja de ser confuso pero finalmente el bioquímico que había sido detenido la noche del domingo sospechado de haber intentado, en su casa del barrio Abasto, abusar sexualmente de una joven fue liberado luego de que la víctima decidiera no instar a la acción penal. Fuentes de la Fiscalía Regional confirmaron la liberación del sospechoso aunque aclararon que, más allá de la decisión de la víctima de no declarar, la investigación de lo sucedido continúa con medidas en curso.

Fuentes judiciales confirmaron que la chica de 23 años estaba citada para este lunes por la mañana en la Fiscalía de Delitos Sexuales pero no concurrió, entonces se decidió que personal de Trata de Personas la localizara y la trasladó a media mañana a la sede de la Fiscalía para realizar una entrevista previamente pactada con psicólogas para que tuviera un marco de contención adecuado para exponer su situación.

Sin embargo, indicaron los voceros consultados, la joven se retiró voluntariamente sin realizar esa entrevista. Momentos después volvió a ser localizada y se le ofreció llevarla otra vez ante la Fiscalía de Delitos Sexuales, pero ella "manifestó su intención de no hacerlo. Tiene derecho de no instar la acción penal y no declarar si es su voluntad".

"En relación al sindicado no hay al momento elementos para mantener la aprehensión", explicó el vocero consultado para agregar, no obstante, que "la investigación sigue abierta con medidas investigativas en curso".

El bioquímico había sido detenido la noche del domingo en su casa de La Paz al 1600 acusado de abusar sexualmente de una mujer de 23 años. Si bien el hecho primero trascendió como un secuestro, durante el transcurso esa idea fue perdiendo fuerza mientras tomaba más cuerpo la versión de que la víctima es una trabajadora sexual que habría llegado al lugar con su consentimiento. Pero una vez en esa casa se estima que fue víctima de una agresión.

En ese marco la muchacha comenzó a gritar pidiendo ayuda y la escena cambió radicalmente cuando, a partir de una vecina que la escuchó y decidió ir en su ayuda, varias personas comenzaron a agolparse frente a la casa con la intención de que la joven fuera liberada, lo cual fue logrado por la vecina que amenazó al presunto agresor con un palo.

Entre los vecinos que se concentraron frente a la casa algunos grabaron la situación. Así fue que comenzó a circular un video en el que el bioquímico, notoriamente drogado o alcoholizado, cuenta que le había pegado "una cachetada" a raíz de una pelea que tenía que ver con el servicio que habría acordado con la mujer.

Fuentes del Ministerio Público de la Acusación indicaron a La Capital que las actuaciones judiciales se iniciaron a partir de la declaración de la joven de 23 años, quien manifestó que el domingo cuando salía de trabajar (al parecer en una panadería) fue abordada por el sospechoso en vía pública. De acuerdo a los datos que trascendieron de la denuncia, ese hombre la llevó hasta su casa de La Paz a 1600, donde intentó abusar sexualmente de ella. Según fuentes del MPA, la mujer se resistió y logró escapar al trabarse en un forcejeo con el agresor, y agregaron que una vecina advirtió lo que ocurría y llamó al sistema de emergencias 911.

>>Leer más: Revuelo por la agresión sexual a una mujer rescatada por una vecina

Esa mujer se llama Laura y vive exactamente frente al lugar donde ocurrió la brutal agresión. Este lunes le contó a La Capital y a otros medios lo que le tocó presenciar este domingo a la tarde. "A eso de las cuatro y diez de la tarde, yo llegaba a mi casa de lavar el auto. Escuché un fuerte golpe contra un portón. Me llamó la atención porque fue ruido seco. Enseguida escuché gritos de una mujer que pedía auxilio. 'Por favor, ayudenmé, por favor, me mata'. Y a su vez se escuchaba la voz de un hombre que lanzaba improperios: 'callate la boca, que te voy a matar'. Ante eso, llamé al 911".

Instinto para ayudar

"Cuando la escuché gritar, en lo único que pensé fue que la estaban golpeando de una manera atroz. Ni lo pensé. Fue el instinto de ayudarla", contó. "En el mientras tanto, bajaron mis hijas que hacía un rato largo que venían escuchando gritos. Así que tomé un palo que estaba en la cochera. Entonces se abrió un portón de la casa, y salió una chica desnuda con un hombre, también desnudo, que le pegaba la cabeza contra la reja del frente. Lo único que atiné a hacer fue saltar la reja para tratar de que el tipo no le hiciera daño", rememoró Laura.

La vecina señaló que vive enfrente de la casa donde ocurrió todo, pero remarcó que no conocía al agresor. "La policía llegó en dos minutos, pero nos dijeron que no podían ingresar a la casa sin una orden judicial. Entre los vecinos me ayudaron para volver a saltar la reja y sacar a la chica. Le dimos ropa incluso cuando todavía estaba adentro de la casa porque estaba en shock. Después llegó una ambulancia del Sies y la atendieron los médicos", agregó Laura.

Mientras la policía permanecía en el lugar a la espera de una orden judicial para ingresar, los vecinos se fueron agrupando frente a la casa del agresor. "Durante la tarde, los vecinos se fueron juntando indignados, furiosos, porque la chica estaba en shock y durante cuatro horas y medias, ni el juez ni el fiscal vinieron al lugar cuando el agresor se atrincheró en su casa. Entonces muchos comenzaron a gritarle para que saliera, la policía finalmente se lo llevó detenido".

"La chica nos contó que estaba caminando por Avellaneda y Pellegrini. En eso paró un auto, la tomaron por detrás y la subieron al coche en contra de su voluntad, amenazada y que la trajeron hasta esa casa. Eso fue todo lo que dijo. Después contó todo lo que sucedió adentro de la casa. Cuando la escuché gritar, en lo único que pensé fue que era una chica de 23 años y que la estaban golpeando de una manera atroz. Ni lo pensé. Fue el instinto de ayudarla., ", agregó Laura.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario