Ovación

Se busca campeón

Atalaya y El Tala dirimirán el título rosarino esta noche desde las 22 en cancha de Newell's

Martes 19 de Diciembre de 2017

Con suspenso agregado por el día de espera, Atalaya y El Tala se enfrentarán esta noche desde las 22 en Newell's en el duelo final de la Superliga rosarina. Los dos equipos que participan en categorías superiores impusieron su ritmo e intensidad sobre Los Rosarinos Estudiantil y Caova (desde las 20 jugarán por el tercer lugar) en el cuadrangular final e irán por un nuevo título.

"Esperemos estar a la altura de la final. Se lo ve bien a Atalaya, seguro de lo que hace y con confianza. Tendremos que hacer un muy buen partido, sacarlos de esa confianza que tienen, hacerlos dudar, que entren en situaciones en las que no están acostumbrados a jugar y castigar cuando el partido nos sea favorable", analizó Gustavo Lalima, entrenador de El Tala.

"Después, es una final, con todo lo que eso conlleva. Nosotros estábamos en una situación incómoda hace un par de semanas (peleó por la permanencia hasta la fecha final de la fase regular) y hoy nos encontramos en otra, mucho más linda, y tendremos que aprovecharla. Esperemos hacer un buen partido, por nosotros y por el básquet de Rosario", agregó el técnico bicampeón con el elenco de calle Cochabamba.

Por su parte, en Atalaya, la atención pasa por recuperar a Jordi Godoy y apuntalar el juego de conjunto que viene mostrando. Así lo analiza el técnico Mariano Junco: "Tenemos que enfocarnos en lo nuestro. Es verdad que este rival es diferente a los equipos que enfrentamos antes en el cuadrangular. El Tala tiene una idea distinta y una formación distinta a los equipos, pero vamos firmes con lo nuestro, que es lo que nos trajo hasta acá".

El entrenador espera poder contar con Godoy en el partido de esta noche. "Estamos esperando unos resultados de estudios médicos, pero hay confianza en que pueda jugar", explicó Junco, quien fue campeón con Atalaya a mitad de año en el segundo título de la institución.

Tanto Atalaya como El Tala vencieron a Estudiantil y Caova en las primeras fechas del cuadrangular final y prevalecieron con claridad, quizás producto de competir en categorías superiores y de una gran carga de entrenamientos. Tienen la particularidad, además, de ser los dos últimos campeones locales y de proponer un juego atractivo, de buen movimiento de pelota, con predisposición al vértigo cuando es posible. La propuesta es buena.

La final estaba pactada para jugarse anoche, pero la dirigencia de la Asociación Rosarina creyó conveniente evitar cualquier tipo de inconveniente que se hubiera podido presentar por la jornada convulsionada que se vislumbraba y en horas del mediodía comunicó el cambio de día a las instituciones protagonistas y a los medios.


¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario