La ciudad

Revocaron la concesión a cinco bares de la Rambla que se enganchaban de la luz

Los locales quedaron bajo la órbita de la sociedad estatal que administra La Florida. Se estima que en sólo un bimestre el robo de energía fue de $ 220 mil

Martes 31 de Octubre de 2017

Iluminados. La concesión de los bares de la Rambla quedará en manos de la sociedad del Estado que administra el balneario La Florida.

La Intendencia resolvió ayer revocar la concesión de cinco bares de la Rambla Catalunya después de que una pericia determinara que, al menos uno de ellos, estaba enganchado al alumbrado público. Ahora, los locales gastronómicos quedarán bajo la órbita de la sociedad del estado que administra La Florida y las piletas del parque Alem hasta que vuelvan a licitarse. Estiman que en sólo un bimestre, la maniobra de robo de electricidad le generó al municipio un perjuicio de 220 mil pesos.

El secretario de Gobierno del municipio, Gustavo Leone, fue el encargado de anunciar el resultado del informe elaborado por la Dirección de Alumbrado Público del municipio sobre una conexión ilegal detectada por la Empresa Provincial de la Energía en un tablero de avenida Colombres y la bajada Puccio, a la altura del club Remeros.

Los técnicos del municipio determinaron que la electricidad que bajaba del gabinete del alumbrado público llegaba directamente hasta el bar Natural Mystic. El local está ubicado sobre la playa, en la vereda de enfrente al club de río. La conexión clandestina corría por la misma estructura subterránea de la red pública, cruzando la avenida costanera y extendiéndose unos 300 metros bajo la vereda.

Según explicó Leone, los inspectores hallaron también un tablero dentro del bar, con los cables cortados. La instalación contaba con una llave de paso para habilitar la posibilidad de tomar energía, tanto de los generadores que existían en cada uno de los locales como de la red de alumbrado público.

La sospecha es que, alternativamente, los bares funcionaban tomando energía de los generadores y del alumbrado de la avenida.

Esta maniobra habría significado para el municipio una pérdida de 220 mil pesos, sólo en el último bimestre, por la diferencia de consumo entre el alumbrado público y la conexión clandestina.

Nueva licitación

Con esta información, la intendenta Mónica Fein firmó ayer la resolución que revoca la concesión de los restaurantes y bares concesionados de la Rambla Catalunya. Mordisco, Sr. Arenero, Caracolas, Primavera y Natural Mystic que funcionaban bajo la órbita de dos sociedades: Sol Eventos y Catering SRL y Naturaleza Urbana SRL.

Ambas empresas están relacionadas con el empresario Mario Cornaglia, un histórico concesionario de los bares de la costanera norte.

Los locales habían sido adjudicados por última vez en junio de 2010, con un plazo de 15 años, por lo cual la concesión finalizaba en el año 2025. El concesionario pagaba un canon mensual de $58.375 en la temporada alta de octubre a marzo inclusive. Y unos $26.685 en la temporada baja, de abril a septiembre.

Con la caducidad de la concesión privada, los bares pasarán bajo la órbita de la firma Costanera Rosario que gestiona la playa de La Florida y las piletas del parque Alem y, ahora, deberá iniciar el camino para una nueva licitación de los locales de la rambla.

"Para nosotros —explicó Leone— la concesión alcanza a los cinco bares. Si bien la constatación hecha por los técnicos del municipio refiere a Natural Mystic, todos los bares entraban dentro de la misma concesión y estaban administrados por las mismas empresas".

Y aclaró que "estas cosas (en relación al robo de energía) no se pueden admitir en nadie y menos en un concesionario de espacios públicos".

Los cinco espacios sumaban un plantel de 70 empleados, que tendrán prioridad para quienes se hagan cargo de la nueva administración de los bares.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario