La ciudad

La cerveza tuvo su fiesta local a todo ritmo en Pellegrini

Hubo más de 40 bandas musicales en los ocho escenarios distribuidos a lo largo de la avenida, que permaneció cortada para vehículos.

Domingo 03 de Noviembre de 2019

La Fiesta de la Cerveza tuvo su 8° edición local anoche, en plena avenida Pellegrini, que se convirtió en peatonal, de 18 a 2, para dar lugar a la masiva concurrencia.

De Dorrego a Maipú, como cada año, más de 40 bandas musicales y varios Dj’s pusieron ritmo a la noche en escenarios que se armaron en cada una de las cuadras de la avenida. Hubo desde rock hasta música electrónica, y cumbia para cerrar la noche.

El evento, organizado por Paseo Pellegrini, propuso una noche diferente para compartir entre amigos. Los comerciantes este año invirtieron especialmente en la artística de cada escenario y en la técnica, agregaron pantallas en cada una de ellas.

En los bares se ofrecieron platos especiales para acompañar las diversas versiones de cerveza artesanal que se sirvieron. Se dio prioridad a las picadas, sándwiches y empanadas que a los platos más elaborados. Los comerciantes priorizaron la atención rápida y efectiva de los clientes.

Seguridad

Más de 100 agentes de las áreas de Control y Convivencia organizaron el desplazamiento vehicular y peatonal.

A su vez, unos 150 policías se desplegaron para garantizar la seguridad.

En la avenida, entre Paraguay y Corrientes, hubo puestos médicos durante toda la noche, y se colocaron 80 baños químicos.

La entrada fue libre y gratuita y los rosarinos pudieron compartir una noche diferente en la avenida Pellegrini.

“Queremos que la gente la pase bien y disfrute de las ofertas que ofrece la avenida Pellegrini, donde cada vez hay más bares”, expresó Alejandro Pastore, titular del Paseo Pellegrini.

Comentó que toda la actividad supone un esfuerzo grande por parte de los comerciantes de la zona, que unen fuerzas para contratar a los músicos y armar los escenarios para que la noche tenga un toque especial.

Además, los bares extendieron la barra sobre la línea del estacionamiento, y ampliaron lugares de sillas y mesas en las veredas.

Así, Rosario volvió a adueñarse de los espacios públicos, tal cual había pasado hace algunas semanas con calle San Luis.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario