Información Gral

"No se puede entender al Papa Francisco sin Juan Perón o Evita"

La frase pertenece al periodista Nick Miroff, corresponsal en América latina del diario estadounidense The Washington Post, en una nota escrita en Buenos Aires.

Lunes 03 de Agosto de 2015

El corresponsal en la Argentina de un diario estadounidense vincula la ideología del Papa Francisco con Juan Perón y Evita, con motivo del próximo viaje del sumo pontífice.

En la visita del Papa Francisco a Estados Unidos, del 22 al 27 de septiembre, "sus convicciones morales y políticas se van a notar como nunca antes", advierte el diario The Washington Post en un artículo que ayer ocupó la portada de sus ediciones impresa y digital. En una extensa nota, el periodista Nick Miroff, corresponsal en América latina del diario, desde Buenos Aires, se sumerge en esas convicciones y llega a la conclusión que "no se puede entender al Papa Francisco sin Juan Perón... O Evita", según su título en la web.

La nota comienza con una anécdota de la infancia de Jorge Bergoglio en el barrio porteño de Flores y el periodista remarca que "el muchacho inquieto de Flores es hoy un Papa inquieto". "En los dos años desde que fue nombrado pontífice, Francisco, de 78 años, ha traído una distintiva vena rebelde a la sede de San Pedro. Observadores papales predijeron que iba a sacudir a la jerarquía del Vaticano. Pocos esperaban que él se sumergiera en la política mundial con tanto fervor evangélico", señala Miroff.

"En los últimos meses, la acusación del Papa al capitalismo sin restricciones como «excremento del diablo» y sus llamados a cambios culturales y de estilo de vida para reducir el calentamiento global han alimentado una percepción entre algunos conservadores de que Francisco es un hombre de izquierda, con visiones marxistas", continúa. En ese sentido, contrapone con que en la Argentina "Francisco tenía una reputación como conservador". Después de hablar con varias personas que conocieron a Jorge Bergoglio en distintos momentos de su vida, Miroff subraya que "los que lo conocen desde hace décadas encuentran tales caracterizaciones irrisorias, lanzando sus manos en el aire, como si les dijeran que los brasileños son mejores en el fútbol o que Chile tiene mejor vino". "El catolicismo romano y el peronismo tenían mucho en común, y el joven Francisco se empapó en ambos".

Entonces cita al dirigente del Partido Justicialista Julio Bárbaro, compañero de estudios de Bergoglio, quien describe al Papa como "un peronista" cuyas visiones no entran en las categorías de izquierda o derecha como se conocen en Estados Unidos.

A partir de esa descripción, el artículo introduce con una pequeña reseña la vida de Juan Domingo Perón y subraya que "el peronismo ha perdurado como una fuerza dominante en la vida política del país" y que "intenta conciliar la división de clases a través de la combinación de un líder fuerte y autoritario, un estado de bienestar social altamente centralizado y generoso, y grandes dosis de sentimiento nacionalista cuasi religioso". "Incluso después de su muerte en 1952, la esposa de Perón, Evita, era una figura de adoración entre los trabajadores pobres del país", añade. "La apelación al peronismo para muchos argentinos de la posguerra, incluyendo el joven Francisco, fue su rechazo tanto al marxismo y al capitalismo laissez-faire", expresa Miroff, quien agrega: "El catolicismo romano y el peronismo tenían mucho en común, y el joven Francisco se empapó en ambos". El artículo luego profundiza en los orígenes de la familia Bergoglio, en Italia, y su infancia y adolescencia en Flores. También menciona que "absorbió sus visiones religiosas" de parte de su abuela materna, Rosa, y que se unió de adolescente a una filial de la Acción Católica, "muy relacionada con Perón".

"Francisco estudió química en una pequeña escuela secundaria pública especializada, que era parte de la iniciativa peronista para convertir a la Argentina en una potencia industrial", menciona sobre la adolescencia de Bergoglio, hasta culminar con su decisión, a los 17 años, de convertirse en sacerdote.

Más adelante, el periodista del Washington Post entra en el tema de la dictadura cívico militar en la Argentina, de las críticas de grupos "de izquierda y organizaciones de derechos humanos (...) por no tomar una postura más enérgica contra la dictadura" y de la declaración judicial de Bergoglio en la causa del secuestro de dos curas. "Francisco sobrevivió al episodio más oscuro de la Argentina pero no sin cicatrices, o enemigos", concluye sobre el caso. El Papa Francisco viajará a Estados Unidos el mes próximo, después de visitar Cuba, en un gesto para enaltecer el deshielo entre ambos países, una histórica movida diplomática de la que él personalmente formó parte.

La Iglesia pide "elegir propuestas y no marketing". El presidente de la Comisión Episcopal de Pastoral Social, monseñor Jorge Lozano, exhortó ayer a la ciudadanía "a elegir a gobernantes no como el resultado del marketing sino por sus propuestas, idoneidad y capacidad de diálogo" y pidió que "los comicios no se reduzcan a dar «un cheque en blanco» al eventual ganador".

A una semana de las Paso (Primarias, Abiertas, Simultáneas y Obligatorias), el prelado llamó a releer el documento de marzo del Episcopado sobre las elecciones, donde los obispos reclamaron que "el cambio de gobierno no signifique una crisis sino una alternativa normal de la vida democrática" e instaron a "acordar políticas de Estado en temas importantes y permanentes como la lucha contra la pobreza, el narcotráfico y la inflación". "La elección de gobernantes, en los poderes ejecutivos y legislativos de todos los niveles, no debe ser el resultado del marketing", sostuvo Lozano y llamó a "hacerlo evaluando la honestidad e integridad de las personas, la capacidad y la idoneidad para la función, las propuestas y las ideas, y la voluntad y capacidad de diálogo".

En su columna semanal, monseñor Lozano dijo tener la sensación de que "los argentinos no valoramos lo suficiente la democracia como estilo de vida participativo y comprometido con el presente y el futuro del país. Si bien votar es muy importante, allí no termina el rol que cada ciudadano puede desarrollar en bien del conjunto".

"No debemos entender los comicios como dar una especie de «cheque en blanco» para que quienes son elegidos hagan lo que les plazca. Debemos pedir rendición de cuentas de lo actuado, y acompañar con compromiso ciudadano cada momento que nos toca vivir", agregó. Lozano insistió en pedirles a los ciudadanos "un ejercicio de elección responsable, donde se evalúe a los candidatos no por su imagen mediática", por lo que demandó a los presidenciables "que en estos último días hagan conocer con claridad y detalle lo que se proponen impulsar y realizar". El obispo hizo suya la oración que el Papa Francisco incluyó en la exhortación apostólica "Evangelii gaudium" y en la que pide a Dios que "¡crezca el número de políticos capaces de entrar en un auténtico diálogo que se oriente eficazmente a sanar las raíces profundas y no la apariencia de los males de nuestro mundo! La política, tan denigrada, es una altísima vocación, es una de las formas más preciosas de la caridad porque busca el bien común"."Tenemos que convencernos de que la caridad no es sólo el principio de las micro-relaciones, como en las amistades, la familia, el pequeño grupo, sino también de las macro-relaciones, como las relaciones sociales, económicas y políticas. ¡Ruego al Señor que nos regale más políticos a quienes les duela de verdad la sociedad, el pueblo, la vida de los pobres!", concluyó citando al pontífice.

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario