INFORMACION GENERAL

Increíbles imágenes de una luna de Saturno: se advierte un océano bajo su superficie polar

Material de la Nasa refuerza la posibilidad de que en Encelo, la sexta luna del planeta, pudiera existir vida.

Jueves 01 de Octubre de 2020

Encelado, la sexta luna de Saturno y la más brillante del sistema solar ha sido gran protagonista en los últimos días. Es que la Nasa reveló nuevas imágenes del satélite en las que se demuestran que debajo de su superficie polar hay un océano.

El grande satélite recuerda a una gran bola de nieve caracterizada por sus profundos abismos. En 2005, la sonda Cassini de Saturno descubrió que esta luna albergaba columnas de agua salada saliendo de sus abismos, apodados "las franjas del tigre". Un sobrevuelo cercano en 2008, gracias a los instrumentos de Cassini se tomaron muestras de las columnas directamente y se detectaron una sorprendente mezcla de gases volátiles, vapor de agua, dióxido de carbono y monóxido de carbono, así como materiales orgánicos.

¿Por qué se producen sus grietas?

Los profundos abismos y grietas en la superficie del satélite están producidas por las fuerzas de las mareas en la luna mientras hace su órbita excéntrica alrededor de Saturno. El planeta se estira dando lugar al calentamiento interno y a la actividad geotérmica creando las grietas. Los géiseres arrojan agua del interior, mantenida líquida por el calentamiento interno, esta agua se rocía sobre la superficie y se congela, creando una nueva capa de hielo, según informó Science Alert.

Ahora, en imágenes infrarrojas de datos recientemente reanalizados generados por el Espectrómetro de Mapeo Visual e Infrarrojo (VIMS), la Nasa dio a conocer a través de nuevas imágenes que hay un océano bajo su superficie polar, el cual ha seguido activo hasta hace poco.

https://twitter.com/MarGomezH/status/1311211635273617409

Casi todo el hielo natural de la Tierra es cristalino, pero casi todo el hielo que detectamos en el espacio es amorfo. Esto se debe a que las temperaturas en el espacio tienden a ser muy bajas y, a temperaturas muy bajas, las moléculas de agua chocan y se congelan en su lugar.

El hielo cristalino, por otro lado, indica que el agua estuvo relativamente caliente, por encima de los 110 Kelvin. Incluso después de congelarse, las moléculas retienen suficiente energía térmica para pasar a una configuración cristalina. Por lo que ahora, viendo hielo cristalino en el espacio, se pueden hacer ciertas inferencias sobre su historia térmica.

La mayor parte del hielo en la superficie de Encelado es cristalino, sin embargo, el nivel de cristalinidad importa. Si encontramos hielo que es más cristalino que el hielo que lo rodea, podemos entender que se formó a partir de agua más caliente, como el hielo y el agua recién expulsados del interior de los géiseres en las "franjas de tigre".

En declaraciones recogidas por Science Alert de el astrónomo Gabriel Tobie de la Universidad de Nantes, éste indicó que "el infrarrojo nos muestra que la superficie del polo sur es joven, lo cual no es una sorpresa porque sabíamos de los chorros que arrojaban material helado allí".

Además, añadió: "Ahora, gracias a estos ojos infrarrojos, se puede retroceder en el tiempo y decir que una gran parte del hemisferio norte parece también joven y probablemente ha estado activa no hace mucho tiempo, en líneas de tiempo geológicas".

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS