Edición Impresa

La OIT advierte sobre la brecha salarial y su impacto económico

El informe sobre los salarios en el mundo de la entidad pide atacar el problema del desempleo y la disparidad en los ingresos.

Lunes 22 de Abril de 2013

La Organización Internacional de Trabajo (OIT) salió a advertir que la disparidad de salarios está impactando con fuerza en la economía mundial y pidió a los gobiernos que ataquen el problema, del que Argentina no escapa a pesar de su avance en los últimos años.

Según Guy Ryder, titular de la OIT, los salarios están creciendo menos que la productividad de las empresas y eso está contribuyendo a una creciente desigualdad de ingresos en la mayoría de países.

La disparidad salarial entre los que más ganan y los menos beneficiados se redujo en los últimos años en el país pero la brecha aún es por lo menos preocupante, con una diferencia promedio de 12 a 1 de acuerdo a datos oficiales y de casi 20 a 1 según estimaciones privadas.

En el promedio de los países miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), en tanto, las clases medias mantienen el poder de compra, pero la brecha entre los más ricos y los más pobres se disparó al nivel más alto de los últimos 30 años.

El termómetro de los salarios es muy sensible porque cualquier alteración ocasiona desigualdades marcadas y mientras a una minoría posiciona cada vez mejor, empuja a la pobreza e indigencia a cientos de familias que no logran cubrir sus necesidades más básicas.

Los últimos datos del Indec de marzo de 2013 reportan que la brecha se redujo en cuatro puntos durante 2012 por lo que ahora el 10 por ciento de los hogares más ricos de la Argentina gana 12,6 veces más que el 10 por ciento más pobre: mientras los de arriba se quedan con el 26,5 por ciento de los ingresos los de abajo alcanzan sólo al 2,1 por ciento.

En el país, 6,7 hogares de cada cien registra ingresos de entre 9 y 2.000 pesos por mes, mientras que el 12 por ciento de arriba logra salarios de entre 13.000 y 80.000 pesos, aunque la mayoría se ubica en un nivel medio, con salarios promedio que van de los 9.800 a los 13.000 pesos.

La mediana de ingresos de los profesionales fue de 5.800 pesos en 2012, para los trabajadores con especialización técnica 4 mil pesos, para los operarios 3.500 pesos y para los operarios sin calificación profesional fue de 1.800 pesos.

Para la CTA opositora, en cambio, la brecha "se agrandó" durante 2012 debido a que mientras los ejecutivos y las grandes compañías mejoraron su rentabilidad en torno al 30 por ciento, los trabajadores tuvieron que soportar una fuerte inflación y presión fiscal en alza.

Las consultoras privadas, en tanto, tienen un panorama mucho más dramático que el Indec y según sus estudios la brecha de ingresos entre ricos y pobres aún permanece por encima de 20 a 1, dado que a la hora de medirlo trabajan con indicadores económicos muy distintos.

Es que cuando para el organismo oficial la pobreza afecta sólo al 6,5 por ciento de la población para las consultoras ese indicador se ubica en el 30 por ciento: el primero contempla una canasta alimentaria de 720 pesos y los privados dicen que el costo es de entre 3.500 y 7.000 pesos.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS