Edición Impresa

Cambió de escuela por sus padres

Una de las maestras rurales que murieron ayer tras chocar una combi y un camión cisterna a la altura del pueblo de Simbol, en Santiago del Estero, había cambiado hacía dos meses de escuela.

Miércoles 03 de Septiembre de 2014

Una de las maestras rurales que murieron ayer tras chocar una combi y un camión cisterna a la altura del pueblo de Simbol, en Santiago del Estero, había cambiado hacía dos meses la escuela en la que trabajaba para poder estar junto a sus padres, que residen en la localidad de Loreto.

Se trata de Gisela Marylin Gómez, de 27 años, quien según un colega suyo, Gustavo Suárez, antes "estaba trabajando en la Escuela 23 Manuel Belgrano de la capital santiagueña" mientras él lo hacía en Manogasta.

"Hace dos meses cambiamos porque ella quería estar con sus padres, que viven en Loreto", dijo el maestro de grado y agregó que Gómez desde que cambió su lugar de trabajo "realizaba el mismo viaje y recorrido en la combi de la empresa San Esteban".

El hombre contó que la docente "vivía con sus padres, de los cuales siempre estuvo pendiente" y añadió que cuando se enteraron del accidente llamaron al celular de ella pero no obtuvieron respuesta. Suárez hizo declaraciones a la prensa en los pasillos del Hospital Regional Ramón Carrillo de la capital santiagueña donde la docente murió tras recibir asistencia médica y describió a la víctima como "una joven maestra inteligente, con un gran futuro".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario