Economía

Analistas privados anticipan que la inflación de enero tocará el 2 por ciento

La inflación se aceleró en enero al ubicarse entre 1,9 y 2 por ciento frente a diciembre impulsada por una suba en los precios del rubro turismo y una aceleración en el valor...

Miércoles 02 de Febrero de 2011

La inflación se aceleró en enero al ubicarse entre 1,9 y 2 por ciento frente a diciembre impulsada por una suba en los precios del rubro turismo y una aceleración en el valor de los alimentos, especialmente frutas y verduras, estimaron ayer analistas privados, quienes comenzaron a desgranar sus pronósticos pocos días antes de que el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) difunda el índice oficial de costo de vida, previsto para el 10 de febrero próximo.

Sin embargo, desde el gobierno desestimaron los análisis privados. El ministro de Economía, Amado Boudou, rechazó que exista una aceleración inflacionaria, insistió en que "hay una gran dispersión", y reiteró el consejo de "caminar" para conseguir los productos más baratos. "Mantengo muy fuerte lo que dije de que la gente tiene que caminar para buscar precios. Dentro del mismo barrio a veces hay lugares que tiene los productos hasta tres veces más caros", argumentó.

La Unión de Consumidores de Argentina replicó a Boudou, y pidió que "dado que se nota que el ministro camina y ha encontrado comercios con esas distorsiones, sería saludable que compartiera la información con todos los consumidores de manera de aunar esfuerzos contra la inflación, en vez de hacer declaraciones generales, sin ningún sustento real".

Los economistas privados coincidieron que en enero se disparó significativamente por factores climáticos el valor del tomate y la lechuga.

La economista Milagros Gismondi, del Centro de Estudios de Orlando Ferreres indicó que la inflación de enero fue de 1,9 por ciento, lo que refleja una "aceleración" respecto a diciembre, y la adjudicó a cuestiones estacionales. Al respecto, explicó que la inflación del primer mes del año fue impulsada por un alza de 5 por ciento en los precios de los servicios vinculados al turismo, y un aumento de 2,9 por ciento en el rubro alimentos.

Así detalló que se detectaron incrementos de 15 por ciento en las tarifas de alojamiento, y de 6 por ciento en los pasajes de micros de larga distancia.

Dentro de alimentos, lo que más se encareció fue frutas y verduras, en especial se dispararon los precios del tomate y la lechuga que llegaron en las primeras tres semanas del mes a casi el doble del costo de diciembre, aunque en la última semana de enero empezaron a bajar.

"Aquí influye el clima. Las frutas y verduras sufren mucho el calor, se restringe la oferta, y aumentan los precios", analizó Gismondi, quien proyectó que la inflación del primer trimestre del año promediará el 2 por ciento mensual, con lo cual se ubicará por debajo de igual lapso de 2010, que había rondado el 3 por ciento mensual, producto de la significativa suba de la carne.

Para Gismondi, la aceleración inflacionaria se va a dar con más fuerza en el segundo trimestre del año.

En la misma línea, el economista jefe de la consultora Finsoport, Jorge Todesca, calculó que el aumento de precios en enero osciló entre 1,7 y 1,9 por ciento, por subas en "el turismo que pegan un salto y después bajan", en los productos frescos alimenticios, y también en los servicios privados", como las prepagas. "No estamos viendo necesariamente acelerarse a lo largo del año, porque vemos algún principio de deslizamiento en el consumo, sobre todo en el área supermercados, donde las cifras de ventas en las cantidades están bastante estancadas", dijo.

Según Todesca, hoy el consumidor está "más preocupado porque tiene que empezar a desplazar consumo, cambiar servicio de salud, o cambiar de un colegio privado a un público".

Estas estimaciones están en línea con los sondeos de Economía y Regiones, que arrojó una inflación de 2 por ciento para enero, y el 1,9 por ciento calculado por la Asociación de Dirigentes de Empresa (ADE).

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario