análisis

Rosario, el terreno político del homo videns

Por qué los principales ganadores de la elección son figuras que provienen de la televisión con nula militancia política

Domingo 12 de Septiembre de 2021

La cultura política de Rosario está consagrando como nunca la supremacía del homo videns. Los candidatos que cosechan la mayor cantidad de adhesiones provienen en pelotón del campo comunicacional, con demoledora hegemonía de la televisión. En la ciudad los aspirantes a concejal que construyeron su imagen en los medios se imponen por sobre los que se abrieron paso en la militancia política más convencional. Son los casos de Ciro Seisas, que era el más votado, candidato del intendente Pablo Javkin. También de Lisandro Cavatorta, el que más adhesiones cosecha en el PJ y segundo más votado del total. En Juntos por el Cambio queda al tope Anita Martínez que pese a cargar ya ocho intensos años midiéndose en las urnas se proyectó inicialmente desde la TV. Ni que decir Miguel Angel Tessandori, con cuatro décadas en las pantallas y encumbrado desde esa popularidad en lo que viene como un debut electoral excelente.

A ellos se agregan los que también arañan los escalones más altos en la carrera hacia el Senado de la Nación. Son Marcelo Lewandowski, periodista deportivo de Canal 5 por más de veinte años y también comentarista del ciclo Fútbol para Todos, candidato de Cristina Fernández de Kirchner y del goberador Omar Perotti. Y Carolina Losada, conductora que en junio pasado dejó las pantallas de América 24 para encabezar una de las listas de Juntos por el Cambio.

Es una marca afianzada como nunca pero nada nueva. La primera oleada fuerte en los 90, con candidatos que no provenían del periodismo pero que tuvieron masividad a partir de su visibilidad abrumadora en las pantallas. Pasó con Palito Ortega en Tucumán, Carlos Reutemann en Santa Fe, Juan Carlos Rousselot en Morón. En Rosario tuvieron su momento hace décadas periodistas como Evaristo Monti, Elbio Martínez, Pablo Cribioli. Los tres tenían militancia o robusto perfil político. Muy diferente de éstos que ahora llegan simultáneamente, en un salto directo, sin escalas, de la TV a la candidatura.

>> Leer más: ¿Por qué tantos periodistas en Rosario deciden pegar el salto a la política?

Ciro Seisas que hasta hace cuatro meses era conductor en De 12 a 14 en Canal 3 debuta en el terreno electoral con un desempeño promisorio impulsado por Pablo Javkin. Lisandro Cavatorta dejó su programa que llevaba 22 años al aire para ser precandidato a concejal de Rosario por Hacemos Santa Fe, con el apoyo del gobernador Perotti. Anita Martínez, que conducía “Mañanitas” en Somos Rosario no estuvo lejos de derrotar a Mónica Fein en 2015 cuando a dos años de su debut electoral fue candidata a intendenta por el macrismo y quedó a dos puntos de una victoria. Luego fue diputada nacional, precandidata a vicegobernadora y actualmente es concejala.

Miguel Angel Tessandori también está protagonizando una performance electoral notable. El histórico columnista deportivo de "De 12 a 14" no tiene el impulso de sellos partidarios afianzados como sus colegas Seisas y Cavatorta. Sí la inoxidable popularidad que dan 40 años de apariciones diarias en un programa líder de audiencia. Ese capital simbólico es más fuerte que cualquier marca. ¿Quién de los que lo votaron sabrá el nombre de su partido? Por las dudas, se llama Mejor.

Es una tendencia que no es ni local ni de ahora. Susana Rueda fue en 2019 la más votada para ser electa edila de la ciudad por el Frente Progresista tras ser una periodista radial y televisiva de reconocida trayectoria.

La tendencia a buscar caras conocidas se consolidó, en parte, por el sistema de votación de la provincia de Santa Fe, la boleta única, en la que todos los candidatos aparecen con su foto. Pero no es solo eso. Como dice Giovanni Sartori en su histórico ensayo, la televisión personaliza las opciones electorales. La autoridad de la imagen se revalida en la política. En la televisión lo que vemos son personas más que programas de partidos políticos. En las cualidades personales de esa mujer u hombre público que conocemos de la televisión, dice Sartori, se produce el reconocimiento positivo de ese candidato. Es en ese lazo personal más emocional donde para el politólogo italiano está fundamentada la adhesión electoral. Estos comicios son campo muy propicio para constatarlo.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario