Policiales

Piden 25 años de cárcel para autores de un crimen

Están acusados de matar a Emanuel Miño, un pibe de 18 años baleado en mayo de 2015. Una joven imputada de instigar el hecho está prófuga.

Miércoles 20 de Junio de 2018

Dos jóvenes de 24 y 29 años enfrentan una posible condena a 25 años de prisión por el homicidio de Emanuel Miño, un adolescente asesinado de 14 balazos en mayo de 2015 en la zona oeste. Por su parte, una chica imputada como la instigadora del crimen y que terminó por fugarse de una detención domiciliaria, había señalado a la víctima como una de las personas que había entrado a su casa para robarle la droga que tenía para vender. Para la Fiscalía y la querella ese fue el motivo del ataque mortal. Los jóvenes sentados en el banquillo también están acusados de la tentativa de homicidio de otro muchacho que se encontraba junto a la víctima fatal, que fue alcanzado por las balas pero sobrevivió, y de la portación del arma homicida.

Quiénes son y qué pasó

Los acusados son Jorge Matías González, apodado "Re Mati", de 24 años; y Víctor Alfredo Aguirre, alias "Narigón", de 29. Ayer, frente a un Tribunal integrado por los jueces Alejandro Negroni, Mónica Lamperti y Román Lanzón, tanto la Fiscalía como la querella solicitaron para ellos penas de 25 años de prisión por los delitos de homicidio agravado por el uso de arma de fuego, tentativa de homicidio agravada por el uso de arma de fuego y portación de arma de fuego.

El hecho que les achacan ocurrió durante los primeros minutos de la madrugada del sábado 30 de mayo de 2015, cuando Emanuel Miño, de 18 años y conocido como "Rocho", fue acribillado de 14 disparos después de que una joven lo acusara de haberle robado de su vivienda droga que tenía para vender. Al parecer, la chica lo señaló por error. En ese mismo incidente fue herido de gravedad otro joven, Jonathan A., apodado "Pelusa", que ayer declaró ante los jueces.

El fiscal Adrián Spelta fue el primero en exponer sus alegatos. Según la teoría del caso del Ministerio Público de la Acusación, todo comenzó la noche del viernes 29 de mayo de 2015 cuando Rocío Magalí P., conocida como "Maga", en ese entonces de 23 años, se dirigió a una vivienda de Pasaje 1853 al 6300, en la zona oeste de la ciudad.

Allí se encontró con "Re Mati" y con "Narigón", y les dijo que "Rocho" y "Pelusa" le habían robado la droga que tenía para revender. La chica "fue a buscar consuelo en sus proveedores", sostuvo Spelta.

Tras ello, "Re Mati" y "Narigón" se subieron a un auto. Mientras que Magalí volvió a montarse en la moto en la que había llegado junto a un vecino que le hizo el favor de llevarla hasta allí. De acuerdo con el fiscal Spelta, el cuarteto se dirigió a Urquiza 8575 (que a esa altura lleva el nombre de Camino de las Carretas).

"Ahí estaban las dos víctimas tomando unas gaseosas con amigos. «Maga» lo llama a «Pelusa», que se acerca y discute con «Mati» y luego con el «Narigón»", relató Spelta, que consideró que ese fue el momento en el que se originaron los disparos tras los cuales Miño terminó muerto y Jonathan malherido.

Después de la balacera, "los dos acusados se dieron a la fuga y Magalí fue detenida", dijo el fiscal en relación a la joven que fue imputada como ideóloga del crimen y tiempo después beneficiada con una prisión domiciliaria de la cual en un momento se buró y se terminó por fugar. Hasta ayer no había sido recapturada.

El abogado Jorge Bedouret, que representa a la mujer y al hijo de Miño como querellantes, agregó que antes de ultimar al joven a balazos le habían dado un culatazo en la cabeza que lo hizo desvanecerse, por lo que recibió los 14 disparos mortales cuando se encontraba indefenso en el suelo. "En la ambulancia que lo llevó hasta el Hospital de Emergencias lo acompañó Florencia, su mujer, y Miño refirió quiénes habían sido los ejecutores. Así se logró encaminar la investigación", detalló Bedouret.

Detenciones

"Narigón" cayó preso recién en octubre de 2015, después de protagonizar un accidente de tránsito que lo hizo recibir asistencia médica en el Heca. Allí se sacó una selfie que subió a distintas redes sociales y así la Justicia dio con él. Unos días antes había caído preso "Re Mati".

Esos meses que separaron el crimen de las detenciones de los dos acusados fueron uno de los elementos en los que se apoyaron las defensas para desvincular a los sospechosos de los hechos que se les achacan y solicitar sus absoluciones en el marco de la audiencia realizada ayer.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});