Policiales

Le dan doce años de cárcel por matar a tiros a un vecino

Un tribunal pluripersonal le impuso la pena a Juan Ezequiel Centurión por el homicidio de Rubén Carlos Fernández, ocurrido en agosto de 2015.

Viernes 07 de Julio de 2017

Juan Ezequiel Centurión, de 25 años, fue condenado ayer en un juicio abrviado a 12 años de cárcel por el homicidio de Rubén Carlos Fernández, un hombre de 56 años que en agosto de 2015 recibió al menos dos disparos en el pasillo del ingreso a su domicilio de Lamadrid al 400 bis.

El tribunal integrado por Juan Carlos Curto, Raquel Cosgaya y María Inés Canavesio resolvieron homologar el procedimiento abreviado presentado por el fiscal Florentino Malaponte y aceptado por la defensora oficial Andrea Siragusa en el cual Centurión fue declarado penalmente responsable de homicidio agravado por el uso de arma de fuego en grado de coautor, por abuso y lesiones en calidad de coautor y por uso de arma de guerra en calidad de autor. A esa pena, los magistrados la unificaron con otra a 7 meses de prisión de ejecución condicional por los delitos de robo simple y encubrimiento agravado.

Problemas con transas

Fernández fue asesinado el 2 de agosto de 2015 en Lamadrid al 400 bis, a metros de la comisaría 11ª, en la zona sur de la ciudad. Ese día otra vez su hijo se quejó por las agresiones verbales y físicas que recibía de parte de personas ligadas a la venta de drogas que tenían a maltraer al vecindario y que un día antes habían atacado a un primo del joven, sobrino de Rubén.

Para aclarar los motivos de ese hostigamiento permanente, Fernández fue a pedirles explicaciones a sus vecinos y al volver a su casa lo siguieron y atacaron. Primero discutió con un tal "Fabi", que esgrimió un machete y fue detenido días más tarde. En ese marco Juan Centurión sacó un arma y le disparó cuatro veces al hijo de Fernández, que alcanzó a escapar y pedir auxilio en la comisaría. Rubén, en tanto, recibió dos balazos mortales.

El principal testigo fue Matías, el hijo de la víctima, quien recibió un disparo en una pierna. Al declarar, tanto este joven como su primo ratificaron dichos referidos por vecinos que describieron a Fernández como "un hombre de trabajo" que no se metía con nadie. "El problema era con los transeros. Ese día fuimos a arreglar las cosas con los pibes que vendían droga", dijo Matías.

Para la Fiscalía "hubo un plan común y actuación conjunta para la comisión del hecho" entre el condenado Centurión, su hijo menor de edad y Fabián A., de 35 años y apresado el mes pasado. La autopsia determinó que la víctima además de los balazos en la cabeza y el tórax tenía lesiones defensivas en la mano izquierda producidas con un arma blanca, lo que concuerda con los testimonios que hablan de la presencia de machetes en el hecho.

Quién es quién

El fiscal explicó que Fabián A. "fue el primero en discutir con Fernández, a quien hirió en una mano con un arma blanca nunca hallada" y que se encuentra detenido a la espera de la resolución judicial de su situación.

Por su parte, la defensora oficial sostuvo que existen elementos para sindicar por el crimen a Fabián A., y que de la evidencia no se desprende que Centurión haya provocado la muerte o haya detentado armas blancas. A su vez, sostuvo que existe una escucha donde el otro imputado se hace cargo del crimen.

en el pasillo. Fernández fue asesinado en su casa de Lamadrid al 400 bis

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario