La ciudad

Roban del edificio de la Aduana nueve acondicionadores

Eran equipos nuevos que estaban instalados en un depósito para ser instalados en las oficinas. El robo se produjo durante el feriado del 1º de mayo, pero trascendió ayer.

Jueves 01 de Noviembre de 2012

Hoy se cumplen exactamente 6 meses de la desaparición de nueve equipos de aire acondicionado en el edificio de la ex Aduana, donde actualmente funcionan numerosas reparticiones municipales. El robo de los equipos, que estaban en un depósito del subsuelo a la espera de ser instalados, se produjo el feriado del 1º de Mayo y fue descubierto al día siguiente. De inmediato, comenzó una investigación sumaria para determinar responsabilidades y se radicó una denuncia en la comisaría 3ª, que fue elevada al Juzgado de Instrucción Nº 2. La causa promete un avance importante cuando la Justicia requiera a la Municipalidad el envío de las imágenes que habrían quedado grabadas por una cámara de videovigilancia mientras el o los autores del delito sacaban los equipos al hombro por avenida Belgrano.

El hecho no había trascendido hasta ayer, pero los rumores corrieron por cuanto pasillo tiene el edificio. La pregunta del millón es si en la desaparición podría haber implicado personal municipal o si los ladrones llegaron de afuera.

El asesor jurídico de la Secretaría de Obras Públicas, Gustavo Finocchietto, a cargo de las primeras actuaciones, reveló ayer un dato ligado a esas preguntas: al menos un ingreso del edificio, por avenida Belgrano, mostró signos de haber sido "violentado". Y todo indica que la sustracción se concretó por el garaje, ubicado sobre esa misma arteria.

De hecho, los nueve equipos formaban parte de un lote de 54 destinados a su instalación en distintas oficinas de la planta baja y el primer piso de la ex Aduana, y que la empresa ganadora de la licitación había dejado en depósito en el subsuelo para ir colocándolos progresivamente sin tener que trasladarlos de a uno (ver aparte).

Con lo que nadie contaba era con la posibilidad de que los acondicionadores desaparecieran, justamente, de un edificio de gobierno como ese.

El 2 de mayo, cuando se descubrió el faltante, recordó Finocchietto, "se iniciaron las acciones sumarias para deslindar responsabilidades y, obviamente, también se radicó la denuncia en la comisaría 3ª por razones de jurisdicción. El abogado aseguró desconocer si existen filmaciones del o los autores del hurto y sostuvo que "todavía nadie ha sido individualizado", por lo que no arriesgó ninguna hipótesis acerca de si podría haber vinculado algún personal. "No presumimos ni descartamos nada", dijo.

Quien sí confirmó que "hay imágenes grabadas y reservadas" por cámaras del propio municipio fue el titular de la Dirección de Asuntos Jurídicos, Alejandro Schvartzman. Dijo estar "trabajando" en la investigación y a la espera de que la Justicia libre los oficios solicitando a la Intendencia que le remita esas copias, donde el misterio podría quedar develado. De hecho, entre los empleados que trabajan en dependencias de la ex Aduana (que pidieron reserva de identidad) circularon diversos rumores, pero hasta donde pudo averiguar La Capital ninguna sospecha con nombre. "Nunca se mencionó a nadie", dijeron.

De hecho, el propio secretario adjunto del Sindicato Municipal, Antonio Ratner, confirmó estar al tanto del robo, pero no contar con ningún dato sobre la individualización de los ladrones.

Y ante el hipotético caso de que en el hecho hubiera implicado personal, recordó Ratner, existen mecanismos instituidos para lidiar con esos problemas: además del curso administrativo y penal, las llamadas "juntas de disciplina", una especie de "tercera instancia" que integran autoridades municipales y sindicales.

¿Te gustó la nota?

Dejá tu comentario