La ciudad

La intendenta Fein pedirá 2.500 policías más y el regreso de Gendarmería

Se reunió con su rival en la interna, Pablo Javkin, con quien comandará el lobby por el regreso de las fuerzas federales. Fue tras el primer encuentro del Frente Progresista tras las primarias.  

Martes 12 de Mayo de 2015

La problemática de la seguridad fue el centro del debate del encuentro que ayer por la mañana mantuvieron los candidatos a concejales del Frente Progresista. Durante la reunión, presidida por la intendenta Mónica Fein, surgió el reclamo de sumar personal y móviles a la estructura de la Unidad Regional II. Concretamente, la jefa comunal demandará la incorporación de 2.500 uniformados a la Policía Comunitaria y la adquisición de una centena de patrulleros. Además, se acordó convocar a los legisladores nacionales provinciales para que demanden un refuerzo en las tropas de seguridad nacionales.

Tras los resultados de las elecciones Primarias, Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (Paso), el de ayer fue el primer cónclave de los candidatos a cargos locales del Frente Progresista. El encuentro se realizó en el club Echesortu y sentó en la misma mesa a la intendenta Fein, al diputado nacional Pablo Javkin, su opositor en la primaria del Frente, y a los candidatos de la lista de concejales con el objetivo de plantear las propuestas de campaña de cara a las elecciones del 14 de junio.

Con ese marco, se abordó la necesidad de presentar a la seguridad como eje del discurso. Concretamente, se trata de una serie de iniciativas que Fein llevará en los próximos días al gobernador Antonio Bonfatti.

Entre otros puntos, los candidatos del frente solicitarán la incorporación de 2.500 uniformados a la Policía Comunitaria para llevar esta estructura a todos los barrios de la ciudad. Los oficiales identificados con charreteras color naranja ya están presentes en diez de los 39 vecindarios en los que, oficialmente, se divide la ciudad. Además se pedirá la compra de una centena de móviles para garantizar la existencia de 250 patrulleros en condiciones de recorrer la ciudad.

La pretención es ambiciosa, sobre todo si se considera que actualmente hay alrededor de 5.300 agentes en toda la Unidad Regional y la flota de patrulleros suma unas 120 unidades.

En apenas cuatro días, la de ayer fue la segunda oportunidad en que la intendenta apareció públicamente involucrándose de lleno en cuestiones relacionadas con la fuerza policial. El viernes pasado, y frente al reclamo de un grupo de comerciantes de calle San Luis por una ola de robos, les sugirió a los jefes policiales "que escuchen a los vecinos porque son servidores públicos" y adelantó que le pedirá al gobernador Antonio Bonfatti que gestione que sea ella quien designe al jefe de la Policía Comunitaria.

Por el regreso. Los proyectos no se limitarán a las puertas de la Casa Gris. Sobre el fin de semana se realizará una reunión entre todos los legisladores nacionales de la provincia que integran el Frente Progresista para reclamar ante el gobierno nacional el envío de refuerzos a las dotaciones locales de Gendarmería y Prefectura.

En enero pasado, tras el retiro de las tropas, Javkin había presentado en la cámara Baja un pedido de informes sobre la situación del operativo de Gendarmería en la ciudad y un proyecto para exigir que las fuerzas federales vuelvan a cumplir función en Rosario.

"Creo que todos los sectores hemos leído que la seguridad es la máxima preocupación de los rosarinos. Y, más allá de que en el municipio no tengamos fuerzas operativas, debemos tener participación y estar involucrados en las políticas de seguridad", sostuvo el primer candidato a concejal por el Frente, Horacio Ghirardi.

El actual secretario de Comunas y Municipios de la provincia rescató como "altamente positiva" la reunión de ayer ya que "permitió poner en común una serie de iniciativas y propuestas de campaña para desarrollar en conjunto" y destacó que además de las iniciativas tendientes a reforzar la estructura policial se insistirá con una serie de políticas sociales como el plan Abre, la apertura de un centro de prevención de adicciones por distrito o planes de capacitación laboral. Y destacó que estos ejes de campaña se plantearán en reuniones con el gobernador y los ministros del área.

Para Javkin se trató de un encuentro "importante" que permitió establecer una serie de prioridades y acciones para la gestión del próximo mandato. "Fue una reunión de trabajo sobre temas y proyectos concretos", destacó.

La segunda en la lista de concejales, la radical María Eugenia Schmuck, destacó que la reunión "muestra la nueva realidad que atraviesa el frente".

"Nosotros planteamos la necesidad de acordar políticas públicas que puedan convertirse en ejes de gestión", sostuvo y, entre ellas, rescató la creación de jardines maternales municipales, la incorporación de equipos profesionales para la asistencia a las víctimas de delitos y un programa de ahorro público para que familias de clase media puedan acceder a su primera vivienda.

El gabinete se abre al Frente

La intendenta Mónica Fein ya le abrió la puerta al próximo gabinete a sus rivales en la interna. En diálogo con el programa En profundidad, que se emite por Cablehogar, remarcó: “Seguramente vamos a integrar al gabinete a la gente de Pablo (Javkin) y María Eugenia (Schmuck)”. Ambos hicieron una gran elección en las Paso y ahora sus voces, altamente críticas a la gestión Fein, sin dudas cobran mayor protagonismo dentro del Frente Progresista.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS