INFORMACIÓN GENERAL

Los diez consejos claves para pasar un verano lo más refrescante posible

Recomendaciones para que la estación más calurosa del año se disfrute más y se sufra menos

Jueves 03 de Diciembre de 2020

Cada año, el mismo problema: el calor se hace sentir con fuerza en verano y la gente se irrita a medida que aumenta el termómetro. Inclusos los adeptos al famoso team verano pasan mal las tórridas jornadas marcadas por las altas temperaturas. Esos días en que no se puede caminar, no se puede hablar, no se puede dormir. El calor afecta todo lo que se hace, en particular el humor. Expertos advierten que hay algunas formas de mantenerse frescos.

El calor es energía y como toda energía llega a los cuerpos de diferentes maneras, por eso algunos lo sienten más y otros menos. Para aquellos que son más sensibles a esta sensación, existen métodos y trucos para hacerle frente a la estación más calurosa del año y a los golpes de calor.

Quien tiene la tarea de regular el calor del cuerpo es el cerebro, es decir este órgano es el principal responsable de las respuestas que nuestro organismo genera ante diversas situaciones, por lo que también será el encargado de enviar los estímulos necesarios para que estas se den. Entonces, cualquier cosa que hagamos para refrescarnos, el cerebro lo tomará para poder mantener la temperatura corporal entre los 35 y 37 grados centígrados.

#1 Tomar agua

Beber al menos entre 2 y 3 litros de agua por día es lo más importante que hay que hacer en el verano para mantenerse hidratado, ya que el calor hace que el cuerpo pierda mucho agua y hay que recuperarla de alguna manera. Lo ideal es tener una botella llena de agua siempre cerca.

#2 Usar ropa suelta, liviana y clara

La ropa negra u oscura es la principal enemiga del verano. Esto es porque el color negro absorbe la luz del sol y la transforma en calor, el cual se traslada al cuerpo por tener, por ejemplo, una remera puesta. Además, usar prendas livianas da una sensación más suave y el cuerpo no liberará tanto sudor.

#3 Comer liviano

Esto es porque al comer cosas ligeras esto también se reflejará en el organismo y en su energía, por lo que te sentirás más liviano en todos los aspectos. Ensalada de fruta, frutas de estación como la sandía y verduras frescas son lo más recomendado para esta época del año. Si de lo contrario las comidas son guisos o pucheros, te sentirás pesado y sin ganas de nada.

#4 Tomar duchas frías

Cuando el cuerpo recibe agua fría se refresca enseguida, por lo que meterse al baño para ducharse con agua helada muchas veces es una gran opción ya que el frío permanecerá en el organismo durante un tiempo. Lo mismo sucede con un buen chapuzón en la pileta.

#5 Apagar artefactos que no están en uso

Hay electrodomésticos que aunque no estén en uso permanecen enchufados, lo cual es un grave error ya que siguen irradiando calor por la energía que generan. Entonces, cuando no se estén utilizando es mejor apagarlos, lo que impactará directamente en la temperatura del ambiente.

#6 No dejar que entre tanto sol en el hogar

En el transcurso del día es seguro que el sol encontrará el lugar para entrar en casa. Lo que hay que hacer es utilizar cortinas o toldos para que el calor tenga una barrera y no ingrese generando temperaturas altas para así poder mantener los ambientes frescos.

#7 Utilizar un rociador

Es ideal cargar un rociador con agua y salpicarnos de vez en cuando es un método muy eficaz para sacar el calor. Otra cosa que se puede hacer, es ponerse frente a un ventilador encendido y rociarse un poco para que la sensación de frescura llegue más rápido y sea más amena.

#8 Meter los pies en agua fría

No es novedad que los pies manejan la temperatura corporal, por lo que es una gran idea poner un poco de agua fría en un balde o palangana y meter los pies dentro. Así, te refrescarás al instante.

#9 No salir en los horarios de sol fuerte

No es recomendable salir de casa entre las 10 y las 16 en verano, mucho menos para hacer ejercicio. No sólo transpirarás demasiado sino que al salir también correrás el riesgo de sufrir algún golpe de calor.

#10 Elegir bien la tela al salir con tapabocas

El uso del barbijo en invierno no era un inconveniente ya que cubre la cara del frío. Sin embargo, en verano hay que tener en cuenta ciertas cosas antes de salir de casa con él y una de las principales es la tela, la cual debe ser ligera para que no genere tanto calor. Además, es una buena opción llevar un segundo tapabocas de repuesto por si la primera se llega a ensuciar.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario