Información Gral

Falta conciencia en la población sobre el daño devastador de la hipertensión

Fundación Ecla detectó que en Rosario una de cada dos personas padece la enfermedad y pocas lo saben. El tabaquismo y la obesidad influyen en la presión alta. Cómo controlarla.

Miércoles 26 de Noviembre de 2014

Las complicaciones cardiovasculares son la primera causa de muerte y entre quienes sufren los embates de un infarto o un ataque cerebral la mayoría tienen valores de presión arterial que están por fuera de lo normal. Es que la hipertensión es el enemigo silencioso de muchísimos hombres y mujeres que suelen descubrir esa mala convivencia cuando el daño ya está producido.

La Fundación Ecla, dedicada a la investigación clínica y atención médica, viene realizando desde hace seis años un estudio observacional en la Argentina (que incluye a Rosario y otras grandes ciudades como también zonas menos urbanizadas) a través del cual advierten que una de cada dos personas mayores de 35 años tiene valores altos de presión arterial, que el 50 por ciento de quienes tienen hipertensión no lo saben y que una de cada seis personas que sí está en tratamiento no logra el objetivo de controlar sus valores, que tienen que estar por debajo de 140/90.

"La gente minimiza los efectos devastadores de la presión arterial elevada", dijo la cardióloga Carolina Chacón, quien dirige el Programa de Hipertensión Arterial de la fundación. La médica contó que la entidad decidió este año poner en marcha una campaña de concientización y atención al público para intentar llegar a la mayor cantidad de gente posible que hoy está sin el tratamiento adecuado y corriendo riesgos altos.

"El estudio que estamos llevando a cabo en la Argentina, y del que nos quedan aún 12 años de investigación, nos dio los primeros resultados; pero decidimos no quedarnos sólo con esas cifras alarmantes sino salir a la comunidad, acercarnos a la gente para ayudarla, darle respuestas y soluciones. De allí surgen el programa y la campaña", enfatizó la especialista.

Las distintas acciones se encuadran en un plan diseñado por Ecla que dispuso varios puestos en hipermercados de la ciudad en los cuales estudiantes avanzados de medicina de la Universidad Abierta Interamericana (UAI), guiados y coordinados por médicos, toman la presión a quienes se acercan, les dan información sobre la enfermedad y los invitan a participar activamente de la propuesta que consiste en hacerles controles permanentes y suministrarles la medicación en el caso que la necesiten (las drogas son donadas a la fundación por distintos laboratorios).

También tienen una carpa que está abierta todos los domingos en Oroño y el río (en la calle recreativa) y un consultorio en Paraguay 160 al que se pueden acercar personas con o sin obra social que deseen conocer sus valores de presión arterial y en el caso de que sean hipertensos pueden iniciar el tratamiento adecuado. La campaña se inició en septiembre en Rosario y ya fueron controladas 947 personas de los cuales el 47 por ciento resultaron ser hipertensas.

"Sabemos que cumplir con las indicaciones médicas no es sencillo porque la presión arterial alta está relacionada casi siempre con malos hábitos como alimentación inadecuada, tabaquismo, y también con otras enfermedades como la diabetes, entonces proponemos un seguimiento más estricto, les mandamos mensajes a los pacientes, mails con información sobre sus visitas y próximos controles, en fin, todo lo que sea facilitarles el camino hacia la salud”, remarcó la cardióloga.╠
■□Con este plan asistencial la mitad de los pacientes que se atienden en el consultorio de la fundación ha logrado estabilizar su presión en poco tiempo y sostener los valores apropiados, señaló la médica.╠
■□¿Cómo se llega al diagnóstico de hipertensión? “Se diagnostica cuando se miden valores elevados de presión arterial que corresponde a más de 140 mmHg de presión sistólica (comúnmente llamada máxima) y/o más de 90 mmHg de presión diastólica (comúnmente llamada mínima) en más de una ocasión”, explicó la médica quien detalló que “el corazón bombea la sangre a través de las arterias que a su vez ofrecen cierta resistencia  al contener ese flujo. Entre ambos determinan en gran parte la presión arterial”.╠
■□Chacón dijo que no es bueno tener valores altos porque “la presión arterial fuera de los rangos normales representa un mayor esfuerzo de bombeo para el corazón  y una mayor presión sobre las paredes de las arterias. Esto es lo que provoca un aumento del grosor del músculo del corazón  y favorece el depósito de colesterol en las arterias. Estas placas de colesterol en las paredes de las arterias pueden ir tapando la luz de las mismas de a poco o pueden lastimarse y provocar la formación de un coágulo que tapa en forma súbita la misma (lo que produce comúnmente los infartos)”.╠
■□Además la presión arterial se “eleva” en todos los órganos, dañando los mismos. Los más frecuentemente afectados además del corazón son los riñones, el sistema nervioso central y la aorta.╠
■□La doctora Chacón mencionó que “la prevalencia de hipertensión entre nuestra población es altísima, pero ese sólo es el primero de los problemas porque la mitad ni siquiera lo sabe y se entera cuando ya el daño en las arterias, en el corazón o el cerebro está producido. Alguien puede estar leyendo esta nota sin saber que es hipertenso y que corre serios riesgos”, reflexionó.╠
■□El desconocimiento es uno de los obstáculos a vencer porque la hipertensión es asintomática, a diferencia de lo que muchas personas creen. “Provoca efectos negativos, lesiones sobre las arterias sin dar síntomas. Lamentablemente, cuando analizamos a los pacientes, en el 90% de los infartos y accidentes cerebrovasculares la hipertensión está presente”, señaló.╠
■□La cardióloga agregó que la hipertensión suele estar ligada a otros factores de riesgo y que entre ellos el tabaquismo y la obesidad son los más importantes. Por eso, es sumamente importante que todo paciente que necesita volver a los valores de presión normal tenga apoyo en estos aspectos. “Estamos pensando en talleres de nutrición y para ayudar a que dejen el cigarrillo, ese es nuestro próximo objetivo”, dijo y agregó: “Por ahora estamos enfocados a la toma de conciencia y a encausar el tratamiento, y tenemos resultados positivos”.╠
■□La especialista dijo que las acciones dirigidas a la comunidad en forma directa dan resultados, y mencionó que de las personas a las que se les detectó hipertensión en la carpa de la calle recreativa, “el 60% se sumó a nuestro programa”.

Quiénes son los que consultan

Los consultorios de atención al público de Ecla se encuentran en calle Paraguay 160 y están abiertos los días lunes, miércoles y viernes de 13 a 18. Allí, médicos y estudiantes avanzados de la carrera de medicina toman la presión, asesoran a las personas y en el caso que lo necesiten les indican el tratamiento a seguir y les dan en forma gratuita la medicación para controlar la presión arterial.
    La campaña que se inició en el mes de septiembre permitió llegar hasta el momento a más de 900 personas.  Casi el 50% registró niveles elevados de presión arterial.
    El promedio de edad de quienes participaron es de 57 años; el 57% reconoció antecedentes familiares; el 27% además de presión alta tenía dislipidemia y el 10% diabetes. De los participantes el 5% ya había tenido un antecedente de enfermedad cardíaca y el 3% un accidente cerebrovascular. El 42% asumió que no realiza ninguna actividad física y el 21% dijo que come mal. La campaña continuará hasta fin de año.
     Según la Organización Mundial de la Salud, 17 millones de personas en el mundo mueren por enfermedades cardiovasculares. El 60 % fallece debido a complicaciones relacionadas con la hipertensión arterial. En la Argentina mueren seis personas por hora a causa de esta enfermedad, superando ampliamente a las cifras por causa de cáncer.
   Fundación Ecla, que ayer por la tarde presentó su programa basado en “información e innovación” en Terrazas del Paraná,  es una organización sin fines de lucro cuyo objetivo fundamental es prevenir y controlar enfermedades cardiovasculares. Se sustenta con las donaciones y subsidios de entes no gubernamentales. Para mayor información sobre los lugares de la campaña y turnos para atención gratuita, se puede llamar al 0800-888-ECLA, o ingresar al sitio web: www.fundacionecla.org

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario