Campo

Trigo, cooperación y valor agregado

Inauguraron el molino de la cooperativa de Berabevú. Es el primero de cuatro emprendimientos de similares características en el sur provincial.

Sábado 06 de Junio de 2015

El gobierno de Santa Fe puso en marcha un molino harinero junto a la Cooperativa Agrícola Ganadera de Berabevú, con el objetivo de captar la producción de trigo regional y dinamizar un circuito de agregado de valor y fuentes de trabajo.

En principio, el molino montado sobre un predio de 2,5 hectáreas funcionará con una capacidad de molienda de 90 toneladas diarias de trigo ó 24 mil toneladas anuales, subdivididas en harinas, afrechillos para la suplementación bovina y harinas especiales. En una segunda etapa, el principal nicho del negocio, será la producción de pastas con el objetivo de abastecer los mercados de la zona.

“En pocas semanas vamos a iniciar la ejecución del módulo destinado a la planta elaboradora de pastas para empezar con el nuevo proyecto de integración que funcionará a pleno sobre fin de año”, resaltó Guillermo Pranzetti, gerente de la cooperativa.

Por ahora, un grupo de técnicos del Ministerio de la Producción está trabajando para acelerar los tiempos y llevar la producción proveniente de unas 3.000 hectáreas sembradas en la región, hacia las distintas etapas de la cadena de valor. Es decir, hasta los productos elaborados para consumo humano.

A futuro, el proyecto requerirá incorporar a productores de otras localidades, ya que se necesitará un volumen de 6 mil hectáreas de trigo para el funcionamiento a pleno del molino.

“La idea es incentivar la producción de trigo, más allá que las medidas macroeconómicas no ayuden. Agregarle valor es una forma de recuperar los incentivos, y el rol de la cooperativa será pagar un mejor precio y ayudar con los insumos a los productores, hasta tanto se produzca un cambio en las políticas destinadas al cultivo”, remarcó Jorge Bellini, uno de sus directivos, previendo que en poco tiempo se generarán entre 10 y 15 nuevos puestos de trabajo.

Sistemas productivos. Desde hace un tiempo, la cartera productiva de Santa Fe viene implementando un sistema de fondos rotatorios, que permiten otorgar financiación a emprendimientos productivos. “Se reciclan y vuelven a repartir, cada vez que cada núcleo entra en funcionamiento y los devuelve al sistema”, subrayó el ministro de Producción de Santa Fe, Carlos Fascendini.

El molino harinero de Berabevú recibió los aportes directos por 1,35 millón de pesos y, “una vez que los reintegre, el monto volverá a la comuna para nuevos proyectos”, agregó Fascendini.

El funcionario enumeró que en esa zona también se otorgaron cerca de 2,3 millones de pesos a la Sociedad Rural de Chañar Ladeado, dentro de las medidas de impulso al Fondo de la Cadena Porcina. El monto será utilizado para la instalación de un centro de extracción y procesamiento de Ssmen porcino. Al mismo tiempo, otros tres aportes de 1,5 millón de pesos darán impulso al Instituto de Porcinotécnia para la modernización de sus laboratorios, los trabajos a campo y un núcleo de pequeños productores que solicitaron fortalecimiento.

El gobernador de la provincia de Santa Fe, Antonio Bonfatti, resaltó que, en materia productiva, todas las regiones están integradas y van camino a la proyección del plan estratégico, que se inició en el 2008. La idea es llegar al año 2030 con un fuerte desarrollo de las economías de cada región, en base a sus diversidades.

Asimismo, destacó que no cualquier provincia se anima al cooperativismo y la confianza que requiere su instrumentación entre los sectores públicos y privados. "Santa Fe es la capital del desarrollo cooperativo y está próxima a ser la primera provincia del país con tantos emprendimientos de estas características. Solo se logra cuando el estado está presente y apalancando la producción", resaltó.

Al cierre, se lamentó por la pérdida del banco provincial de Santa Fe, en momentos donde se necesita acompañar con más herramientas las innovaciones que buscan generar mayor valor agregado productivo a la provincia.

Cuando se complete la instalación de los cuatro molinos harineros proyectados por la provincia, el gobierno habrá financiado a cooeprativas de las localidades de Berabevú, Barrancas, Alcorta y Armstrong en una suma cercana a los 12 millones de pesos. Los pilares son el desarrollo local, agregado de valor en origen y avance asociativo en las cadenas productivas y el mercado interno.

 

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS