Policiales

Matan de un tiro en la cabeza a un joven y balean al hermano

Fue en la puerta de la casa de las víctimas. El chico que murió tenía 21 años. Una gresca en un picado de fútbol fue el detonante

Lunes 21 de Agosto de 2017

Un joven de 21 años fue asesinado ayer a la tarde en el barrio La Ribera de Villa Gobernador Gálvez cuando salió en defensa de su hermano de 15 años, al que varios jóvenes en moto habían ido buscar a la puerta de casa para increparlo por un incidente ocurrido dos días antes en un partido de fútbol. A la vista del barrio, los atacantes primero le efectuaron un disparo en cada pierna al chico y entonces Nahuel Muñoz, la víctima fatal, se interpuso sin más armas que su cuerpo para proteger al adolescente. Recibió al menos dos disparos letales en el pecho y la cabeza y murió tras ser trasladado por sus familiares al hospital.

De acuerdo con las primeras versiones que pudieron recoger los investigadores, el ataque fue una reacción demencial para vengar un incidente con el menor de los Muñoz, quien supuestamente le había sustraído una gorrita a otro muchacho durante un picado barrial el viernes pasado.

El crimen ocurrió a las 15.30 en Maipú a 100, en el cruce con La Ribera, en el barrio de calles sinuosas que se alza detrás del frigorífico Swift sobre la barranca del Paraná, en Villa Gobernador Gálvez. Según fuentes de la investigación, los hermanos Muñoz estaban en su casa situada en esa esquina donde vivían con sus padres y otros hermanos. Son una familia de pescadores que, según contó un vocero, se esforzaron por aclararles a los pesquisas que viven del trabajo y no tienen relación con las bandas armadas que han provocado varias balaceras en la barriada.

Por una gorrita

Los hermanos Muñoz estaban en la puerta de la casa cuando llegaron varios jóvenes en varias motos que increparon al adolescente de 15 años a la vista del vecindario. El origen del conflicto se remonta al viernes pasado, cuando el muchacho participó de un partido de fútbol barrial que terminó en una gresca. Los atacantes lo acusaron de haberle sustraído una gorrita a un miembro del otro bando y tras el reproche le tiraron dos tiros, uno a cada pierna.

Entonces Nahuel se interpuso para proteger a su hermano. El joven de 21 años recibió como respuesta al menos dos disparos, uno en el cráneo y otro en el pecho. Cuando de desvaneció siguieron disparando y un tercer plomo hirió en las piernas al menor de los Muñoz. Luego los atacantes se dieron a la fuga en las motos.

Nahuel falleció en Hospital Gamen tras ser trasladado allí por sus familiares. El adolescente herido, en tanto, fue atendido en el mismo centro asistencial por los balazos en las piernas y luego dado de alta ya que su estado no revestía gravedad.

En el caso interviene el fiscal de Homicidios Florentino Malaponte, quien convocó al gabinete criminalístico de la Policía de Investigaciones (PDI) y ordenó la toma de testimonios, el levantamiento de rastros y medidas para la identificación de los agresores. Según las fuentes, no existen cámaras en las inmediaciones pero sí algunos testigos aportaron detalles del ataque.

El fiscal se trasladó al lugar en búsqueda de testimonios y entrevistó a los padres de Nahuel, quienes les remarcaron a los investigadores que el joven no tenía problemas con nadie, se dedicaba a la pesca como el resto del grupo familiar y tenía una novia en la isla.

En el lugar del ataque se recogieron seis casquillos que serían de un calibre 22 y que fueron remitidos al laboratorio para ser peritados. No se dieron a conocer otros detalles de la mecánica del hecho —si hubo uno o más tiradores— ni la cantidad exacta de agresores involucrados.

"Fue una pelea por cuestiones de pibes, una locura, una discusión que arrancó en un partido de fútbol y que nadie esperó que derivara en algo así", indicó una fuente de la investigación. Según el vocero, la familia Muñoz aclaró que no había sufrido problemas de violencia previos en el barrio, donde una feroz disputa entre bandas le costó la vida a una nena de 2 años, Candela Abigail Maciel, el 11 de enero pasado.

La chiquita fue herida en el pecho por un balazo que las chapa del rancho de Thompson y La Ribera donde su padre intentaba ponerla a resguardo. Según las fuentes, el crimen de ayer no tendría relación con esos grupos en pugna.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario