Pandemia

La cuarentena continuaría hasta principios de abril con mayor dureza

El aislamiento social obligatorio no se terminaría el martes 31 de marzo. El presidente Alberto Fernández evalúa prolongar el aislamiento hasta la primera semana del mes próximo. No se reanudarán las clases

Viernes 27 de Marzo de 2020

El aislamiento social obligatorio no se terminaría el martes 31 de marzo. El presidente Alberto Fernández analiza prorrogar la cuarentena hasta la primera semana de abril, como mínimo. Además, determinará en los próximos días si se mantiene la actual modalidad de reclusión, que permite una circulación mínima, o si se establecen medidas más restrictivas. De máxima, en la mesa de discusión del gobierno se encuentra la declaración del estado de sitio.

El presidente descartó anoche el reinicio de las clases en las escuelas: "Lo que menos me preocupa ahora es eso. Lo primero es la salud, no vamos a exponer a un chico en un colectivo al riesgo de contagiarse. Ya veremos cómo compensamos los días".

Si bien en la Casa Rosada destacaron que la gran mayoría de la gente acató la disposición del decreto de necesidad y urgencia (DNU) que firmó el presidente el jueves 12 de marzo, las imágenes de centenares de autos en las calles, avenidas e incluso autopistas, las personas en las calles y haciendo largas filas para comprar alimentos generaron un estado de "incredulidad" y "preocupación".

La desobediencia social hizo que el gobierno refuerce el mensaje de que "las restricciones van a ser peores". "Lo que no entra por la razón entra por la fuerza", advirtió anteayer Alberto Fernández, quien cuestionó al joven surfista que volvió de Brasil y violó el aislamiento, cuando dijo que "vimos a un idiota que se escapó de su casa y parece que apareció en Ostende. La Argentina de los vivos que se sarpan y pasan por encima de los bobos se terminó, acá estamos hablando de la salud de la gente y no voy a permitir que hagan lo que quieran".

>> Leer más: Cerraron para argentinos y extranjeros todas las fronteras del país

"Vamos a usar todas las herramientas disponibles. Si no es por las buenas, será por las malas" advirtieron fuentes oficiales.

Además de la denuncia penal, el gobierno analiza sumar sanciones económicas para los que sean hallados responsables de romper la cuarentena. Igualmente, "las detenciones se van a multiplicar", anticiparon fuentes cercanas a la ministra de Seguridad, Sabina Frederic, quien adelantó que "la declaración del estado de sitio no está descartada". La funcionaria, que recorrió retenes con Horacio Rodríguez Larreta y Axel Kicillof, aclaró que si bien se analizó esa posibilidad "por ahora el gobierno eligió esperar".

El objetivo es aplanar la curva de contagios, fundamental para no saturar al servicio de salud. Después de 15 días de aislamiento se verá claramente si funcionó la medida o si hace falta endurecer la cuarentena. Las cifras de contagiados por el coronavirus se multiplicarán en los próximos días, según reconocen cerca del presidente, pero todas esas confirmaciones serán previas a la reclusión obligatoria. La decisión ya estaría tomada y todo hace presumir que la cuarentena se extendería hasta el 13 de abril. Mucho tuvieron que ver los últimos informes que recibió la Casa Rosada de la situación que se vive en Italia, España y Estados Unidos. Si bien hay más de medio millar de casos de infectados en el país, en el gobierno esperan que las cifras se disparen en las próximas semanas, aunque el pico de la pandemia podría registrarse recién para el mes de mayo.

>> Leer más: Alberto Fernández dijo que en el marco de la pandemia "el inicio de clases puede esperar"

En este sentido, el ministro de Salud de la ciudad de Buenos Aires, Fernán Quirós, dijo hoy que "la cuarentena llegó para retirarse lentamente" y aseguró que las personas que tienen el permiso para circular "tienen que hacer un uso restrictivo de esa autorización".

"Cada día que pasaba el cumplimiento de aislamiento mejoraba, pero desde ayer (por el miércoles) notamos mayor circulación de gente en la calle", afirmó el funcionario, sobre la jornada de anteayer, la primera tras el fin de semana y los feriados. Quirós señaló que "es preocupante que haya tanta gente en la calle y es necesario disminuir la cantidad de personas en la vía pública". "Los que tenemos el permiso tenemos que hacer uso restrictivo del permiso porque, si bien nuestra curva de casos por coronavirus sigue en el ritmo que esperábamos, nos estamos adaptando a la evolución de la epidemia", agregó. En referencia al aislamiento social preventivo y obligatorio, que ayer cumplió su séptimo día, el ministro de Salud porteño dijo que "la cuarentena llegó para retirarse lentamente". "Tuvimos un crecimiento lento de cantidad de casos por día casi en cuatro semanas, y eso es algo que pocos países tuvieron y tiene que ver con las medidas que la Argentina está tomando", señaló. Quirós destacó lo que denominó "la estrategia de supresión" para mitigar la propagación del coronavirus, que se basa en tres pilares: intervenciones masivas de distanciamiento social, detección precoz y aislamiento de los casos potenciales (incluye gente que vino del exterior y se encuentra alojada en hoteles) y el subaislamiento estricto de personas con casos de alto riesgo, en una habitación aislada de la propia familia".

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario