Ovación

Un sueño muy Speciale en Rosario Central

El presidente canalla se ilusiona con el retorno de Equi González, pero depende de Pizzi. La posibilidad de repatriar al experimentado volante creativo es compleja.

Sábado 31 de Diciembre de 2011

Tiró un centro bárbaro. Mandó la pelota al corazón del área. Justo donde, paradógicamente, mejor se desenvolvía Juan Pizzi en su época de goleador. Es que el titular de Central, Norberto Speciale, hizo ayer hincapié en la posibilidad de repatriar a Ezequiel González. “Es una decisión que pasa pura y exclusivamente por Juan. Lo intentaremos sólo si el técnico cree que es necesario en este equipo”, manifestó el mandamás auriazul en diálogo con Estadio Tres, de La Tres. En consecuencia, será cuestión de ahora en más de que el entrenador eleve su petición a la comisión directiva para comenzar la gestión. Pero la empresa no será para nada sencilla. Sobre todo porque desde el entorno del enganche argumentaron que “es llamativo lo que dijo el presidente, pero la verdad es que se están evaluando tres propuestas de conjuntos de primera división y dos del exterior. Claro que el Equi es quien debería definir en todo caso”. Por lo visto, el sueño de una parte de los auriazules por ver al volante otra vez en Arroyito es difícil que se cumpla.

  “Me sorprende lo que decís. No sabía que Speciale había dicho eso. Es llamativo todo. Porque hasta no hace mucho tiempo había dicho otra cosa. Pero bueno, como no hay nada firme no se puede hacer un análisis”, le confió un allegado del Equi a Ovación ayer a la tarde. “Lo que sí es cierto es que cinco clubes preguntaron por Ezequiel. Dos del exterior y tres de acá, pero de primera. Aunque por los equipos de afuera no creo que se termine haciendo porque la idea de él es no moverse del país”, acotó.

  “No sé si es tan así porque, sinceramente, no había mucho consenso en contratarlo. Pizzi lo conoce y lo quería en su momento, pero ya estuvo en el club y...”, confesó por lo bajo una alta fuente canalla. “Y hay un dato que no es menor. Habrá que ver qué pasará finalmente con Rivero, quien tiene además como representante al hermano de Ezequiel. No sé si es tan fácil como lo pintó el presi. Para mí esa declaración de Speciale fue más que nada un anhelo de él”, le afirmó la misma fuente.

  A su turno, Speciale dijo “No tengo ningún problema con él (por González). Al contrario, no hay ningún impedimento. Lo considero un jugador distinto y extraordinario, si Juan lo pide y la diferencia es económica veremos como allanar el camino”.

  Pese a todo, desde las entrañas de Central la mayoría optó por tomar este tema con cautela. Sobre todo porque el grupo está bien y además habría que ver cuáles serían las pretensiones del jugador, ya que el club no está en condiciones de hacer grandes gastos. Además, Pizzi ya pidió que los dirigentes sean medidos con las declaraciones. Lo que sucede es que en su momento alguien dijo que le iban a traer lo que el técnico pida y eso no le cayó bien al entrenador porque sabe que las finanzas apremian. Y condicionan el tema de los refuerzos en cuanto a jerarquía. Por eso, la resultante de este tema marca que sólo se trata de un sueño presidencial, que sólo será cumplido si sus pares de comisión lo acompañan en este último deseo del año.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario