La ciudad

Dietrich confirmó que la tarjeta Sube llegará en noviembre

El ministro de Transporte estuvo en Rosario y cruzó a la provincia en la pelea por aportes de fondos al sistema de transporte. No se haría el Metrobus Norte.

Miércoles 30 de Mayo de 2018

El ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich, señaló ayer que entre octubre y noviembre próximos se instalarán las máquinas canceladoras en los colectivos en los colectivos del transporte urbano de pasajeros de Rosario. El plazo está dentro de los anuncios realizados a comienzos de año cuando se confirmó la decisión de la puesta en marcha del esquema de subsidios nacionales directos a los usuarios. "La tarjeta Sube va a llegar a la ciudad", resaltó.

Dietrich habló sobre la postura de la Nación respecto a los recursos para el transporte local después de presentar ayer en la Bolsa de Comercio de Rosario la apertura de sistema ferroviario de carga a nuevos jugadores, una vez que finalicen los contratos de las concesionarios actuales en 2021 (ver aparte).

En ese contexto, y en el que están envueltos el Ejecutivo municipal y el Concejo por el valor del boleto y el aporte de los distintos niveles de Estado vía subsidios, el funcionario insistió en que "Nación aporta diez y la provincia uno", en cantidad de fondos para subsidiar el sistema de transporte de pasajeros de Rosario. Actualmente, los giros de los distintos niveles de Estado representan alrededor del 47 por ciento del total del valor del boleto.

Dietrich repasó los aportes de cada nivel de gobierno en el primer cuatrimestre. Expuso que Nación sumó 393 millones de pesos en subsidios en los primeros cuatro meses del año contra 34 millones de la provincia. Y recordó la modificación del esquema de reparto de subsidios de las empresas transportistas hacia los usuarios a través de la Sube.

Los costos políticos

Hace dos semanas llegó al Concejo el último estudio de costos elevado por el Ente de la Movilidad local, que arrojó un boleto de 16,45 pesos. Esto significa unos 3,50 pesos por encima del precio actual de la tarifa, dado el freno de nuevos subsidios para cubrir la paritaria de los choferes. Una diferencia que no incluye el salto de los costos provocados desde inicios de mayo por la devaluación del 22 por ciento del peso frente al dólar.

La intendenta tiene la potestad de incrementar el valor del pasaje del boleto desde el año 2015 de manera automática y sin necesitar autorización del Legislativo. Pero esa facultad tiene un techo y está lejos de cubrir la diferencia que surgió del estudio de costos. Así, podría haber un pedido adicional del Ejecutivo al Concejo para cubrir parte de esa brecha.

Fuentes cercanas al ministro confirmaron ayer a LaCapital que la licitación para la compra de las canceladoras saldrá publicada en junio. El ministro dijo que no se frenará el arribo de las máquinas, aunque no se implemente el futuro sistema de transporte, que tiene como primera fecha tope la finalización de la extensión del contrato de concesión con Rosario Bus, en agosto próximo.

Las 800 canceladoras y los 850 puntos de recarga de la Sube comenzarán a funcionar con un proceso de transición de tres meses con la tarjeta Movi.

"Se requiere de una inversión muy grande, pero creo que vamos a estar cumpliendo los plazos que nos hemos propuesto", dijo el funcionario nacional.

En febrero pasado, el gobierno nacional había estimado una inversión de unos 60 millones de pesos para cambiar todas las máquinas lectoras de tarjetas a bordo de los colectivos.

Como la Sube sólo se podrá usar para cancelar viajes en el transporte, al momento de cancelar saldos de bicicletas públicas, estacionamiento medido y taxis, se seguirá usando la Movi.

Ante la consulta sobre la continuidad de la obra de infraestructura del Metrobus Norte, Dietrich puso en duda la posibilidad de que arriben fondos para la extensión del carril exclusivo existente hoy sólo en avenida Alberdi a lo largo de Rondeau. Argumentó las restricciones fiscales que atraviesa la Argentina.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});