Información Gral

Nueve años de prisión por matar a dos chicos en una picada

El condenado podrá cumplir prisión domiciliaria, como lo viene haciendo, lo que despertó indignación en las familias de las víctimas

Sábado 23 de Diciembre de 2017

desconsuelo. La mamá de Lautaro, uno de los adolescentes fallecidos.

Un joven imputado por atropellar y matar a dos adolescentes y herir a otros cuatro cuando corría una "picada" en la localidad bonaerense de Haedo en abril de 2015 fue condenado ayer a la pena de nueve años de prisión.

Se trata de Diego Cuevas, el conductor que hoy tiene 22 años, quien cumplía prisión domiciliaria y seguirá con ese beneficio hasta tanto la condena quede firme.

Cuevas llegó al juicio acusado por el delito de "homicidio simple con pluralidad de víctimas" por provocar la muerte de Lautaro Juárez y José Mármol Lastra, ambos de 16 años y también por el delito de "lesiones graves" por las heridas que sufrieron otros cuatro chicos.

Al escuchar la sentencia, los familiares de las víctimas se mostraron disconformes con la pena y generaron disturbios en los tribunales de Morón.

"Para nosotros nueve años es una burla, porque va a estar en su casa y no en la cárcel. A mi me mataron a mi hijo", dijo ante la prensa María Angélica Guaraz, madre de Lautaro, uno de los chicos fallecidos, tras conocer la sentencia.

La mujer, visiblemente conmocionada por el monto de la pena, agregó: "Yo no voy a bajar los brazos, voy a pelear por él. Soy capaz de incendiar todo para encontrar justicia. Hoy por segunda vez me entregan a mi hijo muerto".

Burla

Además, la madre de Lautaro indicó que la sentencia es "una burla para la sociedad", y que "los jueces son todos corruptos".

Y concluyó: "No fracasé como madre, fracasaron como justicia, y esta vez el asesino está en la calle".

Las víctimas volvían de bailar de un boliche de Ramos Mejía, en el momento en el que fueron atropellados, el domingo 5 de abril alrededor de las 7:00.

Cuevas manejaba un Nissan Tiida, de su padre, ebrio a 127 kilómetros por hora por Rivadavia a la altura de la calle Maipú de la localidad de Haedo, cuando se subió a la vereda y embistió al grupo de jóvenes contra el paredón de las vías del ferrocarril Sarmiento.

Lautaro Juárez, murió en el acto, mientras que Juan Manuel Lastra, falleció tres semanas después, y los otros cuatro jóvenes, de entre 16 y 23 años, sufrieron heridas de distinta consideración.

Cuevas, que iba junto a dos amigos, quedó en el lugar visiblemente shockeado y fue detenido, aunque días después fue liberado.

Según relataron testigos, Cuevas habría estado corriendo una "picada" contra un Volkswagen Bora. Sin embargo, el conductor negó siempre que venía corriendo una "picada", y uno de sus acompañantes admitió que previo al accidente, habían tomado champaña.

El fiscal que participó del debate, Antonio Ferraras, confirmó este viernes en declaraciones al canal de noticias TN que tras leer los fundamentos de la sentencia "veremos si tenemos algún tipo de recurso para presentar y poder apelar".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario