INFORMACION GENERAL

Video viral: un político se enfureció porque ni siquiera su novia lo votó

Robertinho do Gelo era candidato a concejal en Río de Janeiro, pero los resultados lo sorprendieron: sólo tuvo un voto, el suyo

Viernes 20 de Noviembre de 2020

No hay mayor decepción que hacer una ferviente campaña política y después recibir un resultado ínfimo en comparación a lo esperado. Pues algo así le sucedió a Robertinho do Gelo, candidato del partido Cidadania para las elecciones de Río de Janeiro que tuvieron lugar el pasado domingo.

Este brasileño, que es dueño de una tienda de licores en el municipio de Japeri, era aspirante a concejal por la región de Baixada Fluminense, cuyo colegio electoral registró 57.414 votos. Sin embargo, en un principio, 57.413 de los mismos no fueron para él, lo cual ocasionó su enojo.

Tras una ardua campaña electoral y asegurar fuerte compromiso con su pueblo, Do Gelo se encontró con que tenía un solo voto: el suyo. "Trabajaba desde el amanecer y, después de todo el día en la calle pidiendo votos, llegué a casa a las 20 horas, fui a ver el recuento de las urnas y sólo tenía un voto", explicó a los medios locales.

La reacción del político se viralizó rápidamente, pues contrastaban los animados vídeos de su campaña electoral -rodeado de gente sonriente y vecinos de su pueblo que, en teoría, le apoyaban- con la grabación que hizo muy enfadado y decepcionado con el resultado.

"Soy yo, Robertinho do Gelo, con depresión. Son dos noches de insomnio por vuestras payasadas", decía en el video, además de sus múltiples quejas sobre la gente que, supuestamente, lo "idolatraba" en la calle pero no habían votado por él.

"Discutí con mi novia porque no me había votado", explicó a los medios. Y es que ya no es solo que no le apoyaran sus supuestos votantes, sino que tampoco lo hacía su familia y su pareja. Sin embargo, todo cambió cuando se enteró de que era un pequeño error.

"Me dijeron que recibí 43 votos y que iba a ser suplente", aclaró, así que tras la decepción inicial finalmente respiró tranquilo al ver que podría ayudar, de un modo u otro, a su pueblo.

"Japeri es una ciudad muy necesitada, necesita muchas mejoras. Y ya depende de mí ayudar a la gente. Todos me conocen y siempre vienen a mí cuando necesitan algo. Medicina, llevarlos al médico. Así que siempre estoy en contacto con todos", apuntó.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS