Edición Impresa

Dos pacientes murieron por gripe A en el hospital de Cañada

Uno era de Las Parejas y el otro residía en Tortugas. Ambos formaban parte de grupos de riesgo. Cuándo vacunarse.

Miércoles 03 de Julio de 2013

Dos personas que fueron atendidas en el hospital San José de Cañada de Gómez, uno de Las Parejas, de 62 años, y el otro de Montes de Oca pero residente en Tortugas, de 41 años, fallecieron por gripe A, según confirmó la directora de ese centro de salud, Verónica Mosconi.

"Ambas estaban encuadradas dentro de los grupos de riesgo y no estaban vacunadas", dijo la funcionaria, quien informó además que uno era diabético con insuficiencia renal, y el otro padecía de serias deficiencias respiratorias y problemas cardíacos.

La directora consignó también que los pacientes llegaron a Cañada de Gómez con derivaciones de los efectores públicos de Armstrong y Las Parejas.

"Hemos mandado seis muestras de pacientes en los últimos días, de personas atendidas en el hospital y en sanatorios privados y ya hemos recibidos dos confirmaciones. El hospital sigue atendiendo de manera normal", dijo Mosconi.

Además, informó que los análisis practicados a ambos pacientes confirmaron la presencia del virus H1N1.

Grupos de riesgo. En tal sentido, recordó que deben vacunarse quienes pertenecen a grupos de riesgo: mujeres embarazadas, cualquiera sea el tiempo de gestación; los adultos mayores de 65 años; los trabajadores de la Salud; mujeres con bebés menores de 6 meses que no hayan recibido la vacuna durante el embarazo y niños entre 6 y 24 meses inclusive.

También deben inocularse los niños y adultos entre 2 y 64 años que sufren enfermedades crónicas (respiratorias, cardíacas, renales, diabetes, obesidad mórbida, inmunodeprimidos, oncológicos, etcétera), con receta médica. El resto de la población no necesita vacunarse, aunque puede hacerlo si así lo desea.

Medidas preventivas. Las medidas preventivas principalmente son lavarse a menudo las manos y las de los hijos con abundante agua y jabón al menos durante 20 segundos. Las manos deben secarse con una toalla descartable, que debe arrojarse en la papelera tras su uso.

Cuando se tose o se estornuda, debe cubrirse la nariz o la boca con un pañuelo también desechable, que debe arrojarse a la basura una vez utilizado. En caso de no tener pañuelo de papel, cubrirse con el antebrazo al toser o estornudar, para evitar la contaminación de las manos. Lavarse enseguida con jabón.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS