La Región
Martes 11 de Abril de 2017

Alerta y preocupación en Melincué por el peligro de desborde de la laguna

Cedió parte del terraplén ubicado sobre la ruta 90, a metros del acceso a la localidad e ingresó abundante agua en el ejido urbano

Más de 150 milímetros cayeron en promedio en las adyacencias de la laguna de Melincué lo que encendió la alarma de la población. Parte del terraplén ubicado sobre la ruta 90, a metros del acceso a la localidad, cedió e ingresó abundante agua en parte del ejido urbano aunque hasta el cierre de esta edición no había llegado hasta el centro del pueblo. Además la ruta 90 está totalmente cortada y sólo se puede ingresar a Melincué por la ruta 93. Hoy habrá una reunión en Santa Fe con autoridades del Centro Económico.

Entre 150 milímetros y 200 fueron los caídos en distritos cercanos a Melincué tales como Labordeboy, Hughes, Elortondo o Chovet entre otros cercanos. Esa situación influyó directamente en el crecimiento desmedido de la laguna y obviamente en el avance de las aguas sobre los terraplenes ubicados para evitar el ingreso al casco urbano.

Para el guardafauna de la laguna de Melincué, Carlos Goniel, "aún resta ingresar mucha agua que proviene de los campos de la localidad vecina de Carreras, y otro tanto del bajo de Piccinato, ubicado en Elortondo. Calculo que falta que ingrese un 40 por ciento de esas aguas con lo cual la situación se va a agravar más a pesar de que ayer a la tarde el clima estaba despejado y hasta hubo sol".

Otra zona complicada

En el distrito de Labordeboy, ubicado a pocos kilómetros de Melincué, la situación era también muy complicada. "Por ahora no tenemos registró de agua en las casas por las calles, sí filtraciones de techos y pozos desbordados. El pronóstico no es alentador así que hay que estar atentos", dijo ayer el mandatario comunal de Labordeboy, Bruno Iommi. En ese distrito se registraron una de las mayores precipitaciones con alrededor de 200 milímetros.

Por su parte el presidente de Bomberos Voluntarios de Melincué, Roberto Rodriguez, calificó de "muy preocupante" la situación que está atravesando la localidad con motivo del crecimiento de la laguna y de la cantidad de agua caída en pocas horas.

En la tarde de ayer el clima había mejorado notoriamente, aunque esa situación no significa que en el corto plazo se normalice la situación.

"Mi casa se encuentra ubicada a 400 metros de dónde se halla el agua ingresando al pueblo. Es desesperante verla porque nos remite a otras inundaciones y los vecinos se están intranquilizando", detalló Goniel.

A su vez el presidente comunal Gabriel Rébora también calificó la situación de alarmante y reclamó que "se hagan las obras de fondo para no padecer esta situación que estamos padeciendo todos los vecinos de Melincué".

Vecinos

Ante la gravedad de la situación, vecinos de Melincué se reunieron en el club Náutico de esa localidad y "emitieron diferentes opiniones que van desde peticionar provincialmente obras hasta el corte de ruta y llamado a medios de comunicación con el objetivo de encontrar una rápida solución al problema que nos aqueja", consignó el portal local Voces de Melinkhué.

En esa reunión, representantes del Centro Económico de Melincué tomaron notas de diferentes reclamos de la gente para transmitirlos en la reunión que se efectuará hoy en Santa Fe entre los que figuran "la preocupación por las obras que se están llevando a cabo en Venado Tuerto y Carmen, que comunicarían con el canal San Urbano. Se planteó la posibilidad de realizar recursos de amparo para evitar que ingrese dicha agua al canal, ya que si se rebasa, los perjudicados seríamos nosotros los de Melincué".

Los vecinos reunidos además proponen "colocar un sistema de silobolsas como reemplazo de las bolsas con arenas para evitar el avance del agua y, por lo tanto, se solicitó en forma urgente ese sistema a la provincia. Además se pidió continuar con los trabajos del terraplén definitivo con tierra y piedras para su mayor resistencia y controlar el tema de los canales clandestinos".


Comentarios