Pullaro aseguró que "serán detenidos" los autores de los crímenes entre los Funes y los Caminos

El ministro de Seguridad dijo que sigue habiendo "focos de conflicto" y le pidió a la Justicia que cuando sean aprehendidos "cumplan sus condenas sin privilegios"

Martes 06 de Febrero de 2018

El titular del ministerio de Seguridad provincial, Maximiliano Pullaro, aseguró hoy que los los autores de los homicidios que involucran a miembros de las bandas de los Funes y los Camino "serán detenidos" y reclamó a la Justicia que en ese caso "cumplan con sus condenas sin ningún tipo de privilegio".
En una conferencia de prensa esta mañana en la capital provincial donde anunció que se convertirá en querellante en la causa iniciada contra los fiscales Roberto Apullán y María Laura Martí -funcionarios del MPA que ordenaron intervenir su teléfono celular- Pullaro aseguró que la serie de crímenes son "focos de conflicto" que comenzaron por 2010.
Leer más: Emboscan y matan a un hermano de los Funes frente a la cárcel de Piñero
"Es una pelea entre dos familias o dos grupos criminales que viene por los menos del año 2010. Comenzó con la muerte de un jefe de la barra brava de Newell's (haciendo alusión al crimen de Roberto "Pimpi" Caminos) y se produjeron más de 20 homicidios en los últimos años".
La saga criminal entre ambas bandas ya se cobró desde 2016 28 víctimas fatales.
Pese a destacar que "los cabecillas están detenidos", Pullaro indicó que "sigue habiendo focos de conflicto" entre ambas familias y resaltó que los enfrentamientos ya no están circunscriptos a la zona de Tablada sino que también "en otros lugares de la zona sur de Rosario".
"Vamos a controlar las bandas y vamos a detener a los autores de los homicidios. Esperemos que cumplan con sus condenas sin ningún tipo de privilegio", aseguró en un tiro por elevación al Poder Judicial.
Por otra parte, el ministro se refirió a su constitución como querellante en la causa contra los fiscales Roberto Apullán y María Laura Martí -quienes ordenaron en su momento la intervención del teléfono de Pullaro- y expresó su pretensión de que los funcionarios "paguen sus cuentas con la Justicia y queremos saber quienes son los 'titiriteros' de Martí y Apullán".
Tal es así, que considera que "hubo una mala fe" y calificó lo ocurrido como "sumamente grave" pues denunció que le mintieron a un juez y "haber dado conversaciones públicas y privadas a quienes la quisieran tener como dirigentes políticos para hacer daño".

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario