Policiales

Atacaron a un anciano en su casa para robarle pero no le llevaron nada

Antonio, de 89 años, recibió un profundo corte en el cuello al resistir un atraco a su vivienda la tarde del pasado domingo. Hay un detenido.

Jueves 01 de Febrero de 2018

Antonio tiene 89 años y desde el domingo está internado en estado reservado en el Hospital de Emergencias Clemente Alvarez (Heca). Ese día, pasadas las 19.30, el hombre enfrentó a un delincuente que ingresó a su casa de Solís al 1700 y le provocó un profundo corte en el cuello con un arma blanca. Tras dejarlo malherido, el ladrón huyó del lugar sin llevarse nada. El lunes a la tarde, efectivos de la Policía de Investigaciones (PDI) llegaron hasta el barrio La Cerámica y detuvieron como principal sospechoso del ataque a un hombre de 39 años que al momento de ser apresado portaba un arma blanca. Hoy será imputado por la fiscal Gisela Paoliccelli, de la Unidad de Investigación y Juicio en turno, en principio por el delito de tentativa de robo calificado.

Antonio es un viejo vecino de Solís al 1700, entre Pellegrini y Cochabamba, en la zona oeste de la ciudad. El hombre es de los que sus pares califican como "un vecino de toda la vida". Vive a metros de un negocio de su familia junto a su esposa, la que según los vecinos se moviliza en silla de ruedas, y uno de sus nietos. En la esquina de la vivienda hay al menos una cámara de videovigilancia.

"Ellos están en el barrio desde que yo tengo conciencia. Son viejos aquí. Esta es una cuadra donde hay muchos vecinos viejos", explicó una doña de la zona que accedió a hablar con La Capital. "Esta cuadra es relativamente tranquila en relación al resto del barrio. Puede que haya arrebatos en moto, principalmente sobre Pellegrini, pero Solís es bastante tranquila", explicó la mujer.

Pocas palabras

"Nosotros no podemos hablar. Nos pidieron que no habláramos con la prensa. Todo lo que pasó lo sabe mi suegro y él se lo contó a la policía", indicó una nuera del hombre atacado, antes de sumar una docena de "no" al intento de conversación. Su esposo, en tanto, aportó un puñado de datos sobre lo ocurrido.

Según se pudo reconstruir del escueto diálogo con la familia de Antonio, de los dichos de los vecinos y la información oficial de la Fiscalía Regional, el domingo el hombre estaba junto a su esposa, quien reposaba en el dormitorio.

"Tienen mucho miedo y se entiende, aunque estos hechos hay que hacerlos públicos para que la persona que tiene que trabajar por la seguridad de todos, lo haga. Por lo que nos han contado parece que el ladrón esperó que se fuera el nieto que vive con ellos y entonces golpeó la puerta. Entonces Antonio abrió para ver quién era", indicó un vecino.

"Es muy poco lo que sabemos. El ladrón agarró a mi papá del cuello y empezaron a forcejear dentro de la casa. El tipo le decía: «Dame la plata porque cobraste la jubilación». En el forcejeo fue como que lo quería meter hacia la zona de la cocina, pero mi papá se resistió. Entonces le tiró un corte a matar en el cuello, porque fue a matar. Yo soy carnicero de toda la vida y ahora casi no veo. Pero si peleamos, tengo un cuchillo y te quiero herir no te voy a tirar (un puntazo) hacia el cuello, lo quiso matar. Después dejó tirado el cuchillo y se fue", explicó "Cacho", uno de los hijos de Antonio.

El corte en el cuello de Antonio marcó el final no sólo de la refriega sino del atraco. El delincuente dejó malherido en el piso a Antonio en medio de un charco de sangre y huyó del lugar. "Los domingos a la tarde, cuando empieza a caer el sol, en la cuadra algunos vecinos salen a la vereda a tomar unos mates o sencillamente a buscar algo de fresco. Pero nadie está mirando particularmente qué es lo que pasa en cada casa. Por eso nadie vio nada", aportó otro residente de Solís al 1700.

La gente de la barriada sólo escuchó los gritos de la esposa de Antonio y llamaron a la nuera, que reside cerca de allí. Fue ella quien auxilió a Antonio y lo trasladó al Heca donde quedó internado en estado reservado y ayer seguía bajo observación. "La verdad es que no sabemos cómo la va a sacar. Hay que esperar la evolución para saber si lo van a entubar otra vez", explicó "Cacho".

Detenido y acusado

En tanto, el lunes a la tarde efectivos de la PDI que trabajaron en barrio La Cerámica detuvieron a Carlos Ramón Anacleto R., de 39 años, en inmediaciones de pasaje Siripo y Anchoris. "Los efectivos se encontraban realizando tareas de inteligencia cuando una persona comenzó a discutir con ellos. Los mismos procedieron a su detención y al secuestro de un arma blanca. Familiares de la víctima, en tanto, tomaron conocimiento de la detención y se hicieron presentes en la sede de la PDI (en el ex Batallón 121) afirmando que el detenido era el autor de la tentativa de robo" contra Antonio, según se indicó en un parte de prensa de la Fiscalía Regional. Al referirse al detenido, fuentes de la pesquisa indicaron que "presenta lesiones compatibles con las de un forcejeo" o una lucha corporal.

Hoy a la mañana, ante el juez Luis María Caterina, la fiscal Paolicceli imputará en principio a Carlos Ramón Anacleto R. por el delito de tentativa de robo.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario