Newell's

Una hora que se pasó volando

Newell's se vino volando para Mendoza, obvio. No es lo mismo algunos minutos más de una hora en un avión (más el rato en colectivo que tardó el plantel para ir al aeropuerto de Fisherton, al que llegó a las 7.55, una hora antes de la partida) que más de diez horas en micro.

Lunes 27 de Agosto de 2018

Newell's se vino volando para Mendoza, obvio. No es lo mismo algunos minutos más de una hora en un avión (más el rato en colectivo que tardó el plantel para ir al aeropuerto de Fisherton, al que llegó a las 7.55, una hora antes de la partida) que más de diez horas en micro. La chance de arribar a las 10.05, descansar, almorzar y mover las piernas una horita después de la siesta en el predio de -qué mejor- la Lepra mendocina (Independiente Rivadavia).

Un vuelo de primera, tranquilo, con los jugadores mechados desde el asiento 12 para atrás, con Bernardello y Bíttolo detrás de los enviados de Ovación y Omar De Felippe sentado allá por la fila 20. Cada uno en lo suyo. Charlando o durmiendo un rato más, mirando algún video en las pantallas individuales de los asientos o en los celulares.

También con auriculares escuchando música, como lo hizo Leal desde que llegó al aeropuerto rosarino. Con sus valijitas con el mate casi preparado para saborear a la llegada a Mendoza, como se los vio a Rivero, Oviedo, Piris y Sills. Todos con pilcha rojinegra, como debe ser.

Con buena onda. Sacándose fotos con quienes se lo pidieran en ambos aeropuertos, como la joven que orgullosa contaba su procedencia de Acebal a tierra mendocina. Los esperaba un colectivo y fueron subiendo tranquilos y con ganas de volver con tres puntos que hace mucho tiempo persiguen y lo pretenden para que sea una buena costumbre y no mojones aislados de una campaña.

¿La vuelta? El martes cerca del mediodía, a Aeroparque y después a Fisherton, dejando atrás Mendoza para pensar en Atlético Tucumán, que irá el lunes 3 al Coloso.

Los que viajaron

Además de quienes serán los once titulares, llegaron a Mendoza otros 7 jugadores para esperar sus chances en el banco: Alan Aguerre, Stéfano Callegari, Jerónimo Cacciabue, Joaquín Torres, Mauro Formica, Alfio Oviedo y Rodolfo Rotondi.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario