Newell's

Contrarreloj y expectante

De Felippe está contrariado por la tardanza en los refuerzos. "Un equipo no se arma de un día para el otro", aclaró.

Lunes 23 de Julio de 2018

Omar De Felippe no pudo ocultar ayer su malestar e incertidumbre con lo que hasta el momento es el mercado de pases rojinegro, debido a la evidente demora en la llegada de los refuerzos que cree necesita para potenciar a su equipo. Así el propio DT encendió una luz de alerta en cuanto a que Newell's pueda llegar en óptimas condiciones para el inicio de la Superliga, que será el segundo fin de semana de agosto, visitando a Vélez. Lo cierto es que más allá de la eliminación de la Copa Santa Fe ante Unión por la mínima diferencia, el conductor leproso está realmente preocupado porque aún no cuenta con las herramientas que considera adecuadas para amalgamar una formación confiable para encarar el exigente certamen argentino. "El tema de los refuerzos me preocupa, no se cuánto. Es que faltan tres semanas para el inicio del torneo. Es difícil armar equipos competitivos cuando económicamente estamos limitados. No le podemos dar la responsabilidad a los chicos de inferiores. Conformar un equipo que funcione nos llevará tiempo. Ojalá los resultados acompañen en el arranque, si no al futuro no hace falta que lo explique yo, ustedes lo conocen bien", graficó el entrenador con una frase que en el mundo del fútbol no necesita traducción. Porque se sabe que si los números no cierran el primer fusible siempre está en el banco de suplentes.

"Estamos en plena conformación del plantel. Hay chicos que los fuimos a buscar para que nos den una mano, como Lisandro Cabrera o Ignacio Huguenet", expresó Omar en la rueda de prensa que se realizó en el Coloso. "Si el equipo no es agresivo en la recuperación de la pelota me van a ver fastidioso conmigo, ya que uno piensa que se olvidó de explicarle algo a los jugadores", agregó en cuanto a lo que fue el trámite del cotejo ante los tatengues.

Y continuó: "Si hay algo positivo es que el rival puso al equipo que usará en el torneo y nosotros jugamos con muchos chicos. Eso es bueno para darles minutos a ellos. Lamentablemente perdimos como sabíamos que lo íbamos a perder. Dije en la previa cómo nos iban a hacer el gol, quién y cómo, y no logramos neutralizarlo".

Pero lo más sustancioso de lo que expresó el DT rojinegro fue lo referido a la demora en la llegada de los refuerzos que necesita. "Mi preocupación es que vivo y veo la realidad que nos toca vivir. Nos hacemos cargo. Quiero empezar el torneo y lo voy a empezar. Después nos van a exigir. Si tenemos herramientas podemos armar algo lindo, si no es más difícil. Faltan tres semanas para empezar y si no vienen los refuerzos estos son los jugadores con los que tenemos que competir. Tengo que parar un equipo para empezar y ver cómo vienen los nombres que se sumen. Si están para arrancar la primera fecha o si no tendrán que jugar los chicos. Hoy preparamos a los jugadores que tenemos disponibles".

Y en este sentido concluyó: "Todos los entrenadores queremos tener al equipo formado lo antes posible, pero en ciertos momentos es imposible. Hoy nos toca esto. Y cuando tengamos los refuerzos tendremos que empezar a jugar y no se van a conocer entre ellos. Es lo que nos toca. Hay que hacerle frente a lo que venga. Los equipos no se arman de un día para el otro, habrá que tener paciencia".

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

script type="text/javascript"> window._taboola = window._taboola || []; _taboola.push({flush: true});