La ciudad

La ley de alcoholemia cero tiene media sanción en Santa Fe

La Cámara de Diputados de la provincia le dio media sanción hoy y ahora espera que la voten en Senadores. Las multas van desde los 14 mil pesos hasta un máximo de 48 mil y la inhabilitación para conducir va de 15 días a dos años

Jueves 12 de Septiembre de 2019

La Cámara de diputados de la provincia votó hoy la ley de alcoholemia cero, que recibió media sanción. La reglamentación determina que quien sea encontrado conduciendo con hasta 0, 2 gramo de alcohol en sangre no podrá seguir manejando, aunque no deberá pagar la multa correspondiente.

Es de destacar que en Rosario, los conductores particulares tienen permitido conducir hasta el momento con 0,5 gramo de alcohol en sangre, mientras que los choferes de taxis, remises y micros del transporte urbano de pasajeros, entre otros, tienen alcoholemia cero.

Entre los principales puntos, indica que la autoridad de aplicación pueda retener los carné de conducir y los vehículos con los que se cometa la falta de circular “con un índice de intoxicación alcohólica comprobada superior a 0 gramo por litro de sangre, o cuando se maneje bajo los efectos de drogas, medicamentos o productos que actúen alterando el funcionamiento del sistema nervioso central”.

El proyecto fue presentado por los legisladores Fabián Palo Oliver y Silvia Simoncini, del Frente Progresista y del justicialismo, respectivamente. De este modo, se trata de una norma consensuada entre diferentes bloques que ahora espera la sanción del Senado para convertirla en ley.

Por otra parte, invita a municipios y comunas a que legislen en el mismo sentido, a través de ordenanzas.

Cabe recordar que la capital santafesina ya cuenta con una norma similar.

Se establecen multas de 300 a 1.000 unidades fijas (UF) cuyo valor actualizado a julio de este año es de $48.16 por cada, lo que determina un piso de $14.448 y un máximo de $48.160. Además, la sanción puede incluir de 15 días a dos años de inhabilitación para conducir.

En tanto, el proyecto permite un umbral para quien conduzca con hasta 0,2 gramo de alcohol. Así, en calidad de falso positivo, no deberá pagar multa, aunque no podrá continuar manejando en ese momento y el vehículo será remitido al corralón.

El diputado Palo Oliver recordó que “fueron dos años de trabajo” para lograr la media sanción de la norma y que se trata “de una apuesta para ejercer cambios culturales”.

“Hay una absoluta relación entre la accidentología, la siniestralidad vial y la ingesta de alcohol”, añadió el legislador, y brindó algunas estadísticas: “En el 54 por ciento de los accidentes viales que se producen en la República Argentina hay presencia de alcohol. Hay una relación entre la noche, la juventud, las franjas etarias más jóvenes y los fines de semana, cuando hay siniestros viales”.

Por otro lado, informó que, una vez convertida en ley, el estado tendrá 180 días para realizar campañas de concientización, tarea que estará a cargo de la Agencia Provincial de Seguridad Vial.

Por su parte, Simoncini comentó que la ley sancionada invita “a municipios y comunas a que, por ordenanza, adhieran”, e hizo hincapié en la prevención: “No hay acción que proteja mejor la vida y la salud de las personas que la prevención. En este caso, sentarse al volante con responsabilidad personal, individual, familiar, social, comunitaria, para cuidarnos y cuidar al resto”.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario