La Ciudad

La Fiesta de Colectividades se reinventa y arranca su edición número 36

La oferta cultural se dispondrá a través de las redes sociales. También la gastronómica, que funcionará con modalidad take away o delivery.

Jueves 05 de Noviembre de 2020

Aunque con una modalidad virtual, producto de la emergencia sanitaria, este viernes comenzará la XXXVI Fiesta de Colectividades Extranjeras de Rosario en la que participarán 47 agrupaciones con sus acostumbradas ofertas culturales, incluida la gastronómica. Así desde este viernes y durante los dos próximos fines de semana, las colectividades extranjeras rosarinas transformarán sus stands en espacios digitales, donde podrán presenciarse espectáculos y otras manifestaciones autóctonas. Además, 34 de ellas tendrán a disposición menúes con sus comidas tradicionales que podrán solicitarse a través de la página municipal Vidrieras en Red y podrán obtenerse con la modalidad take away o por delivery.

Lejos de la tristeza que podría provocar la pandemia y su secuela de desencuentros, la presidenta de la Asociación de Colectividades Extranjeras de Rosario Lidia del Grosso primero agradeció a la Municipalidad y el Ente Turístico, “ya que sin su apoyo esto hubiera sido imposible”, y a las agrupaciones que aceptaron la no por obligada novedosa propuesta, y luego destacó su alegría: “Estamos contentos porque desde 1985 seguimos trabajando por la fiesta y por la respuesta que hemos obtenido hasta ahora de la gente”. Y agregó: “Esta es una gran oportunidad para ampliar el alcance de la celebración ya que a través de las redes vamos a poder llegar a todos los países del mundo”.

Como todos los años, las colectividades honrarán la promoción de sus culturas e identidades, esta vez a través de las cuentas oficiales @colectividades en Instagram y Rosario Colectividades en Facebook. Allí se podrá acceder a una serie de audiovisuales con salutaciones de las diferentes agrupaciones en idiomas originales, con sus ropajes y costumbres. Además, se recuperarán los archivos de las actuaciones de otros años en el escenario principal. Lo mismo harán las asociaciones en sus propias plataformas digitales, léase páginas web, Youtube, Facebook e Instagram, entre otras.

Pedro Masferrer, referente de la comunidad belarusa, rusa y ucraniana en Rosario, opinó que se trata de “una situación completamente nueva” y que “no será lo mismo que ver pasar a miles y miles de personas por el Monumento”. Afirmó también que lamentablemente la pandemia limita las labores culturales y su divulgación de las agrupaciones aunque reconoció que debido a las perspectivas epidemiológicas no hubo inversiones de dinero que lamentar. “Ya en mayo o junio vimos que sería muy difícil organizar la fiesta”, dijo y fue entonces que “se detuvieron los ensayos del cuerpo de baile y el coro”, por ejemplo, y la planificación.

Internet, tenedor y cuchillo

Como siempre, desde hace 36 años, los rosarinos podrán degustar las delicias de la cocina de cada colectividad con una modalidad a distancia. La oferta y los pedidos podrán realizarse a través de las plataformas de cada agrupación y sobretodo del sitio oficial Vidrieras en Red.

Ofrecerán menúes las colectividades de las asociaciones Casa Familia Siciliana, Civil de Tanzania, Eslovena Triglav, Italiana Alcara Li Fusi (Messina), Japonesa, Rincón Murciano de Rosario, Colectividad Helénica de Rosario, Biblioteca Cultural Rusa Alejandro Pushkin, Casa Balear de Rosario, y los centros Català de Rosario, Cultural Argentino Yemení, Cultural Peruano, Gallego de Rosario, Navarro de Rosario, Riojano Español, Toscano Rosario (Sei Italia), Valenciano de Rosario y Vasco.

Además de los clubes Argentino Brasileño, Español de Rosario y Suizo de Rosario, las colectividades Alemana, Cubana de Rosario e Israelí, las familias Abruzzesa y Basilicata (Sei Italia), Calabresa, Molisana y Círculo Sardo (Sei Italia), Veneta (Sei Italia), las sociedades Libanesa de Rosario y Polonesa Federico Chopin, e Irlanda.

Los pagos se realizarán con dinero en efectivo (en el take away) o con tarjetas de débito o crédito, según decida cada institución, y transferencia bancaria, como en el caso de la Biblioteca Pushkin.

Los pedidos pueden realizarse a través de las redes de cada agrupación o por el sitio municipal Vidrieras e Red

La capital_01 (1).jpg
Hay spaghetti, otras pastas, carnes y postres en el menú de las agrupaciones integradas al Sei Italia. (Foto: Gentileza Sei Italia)

Hay spaghetti, otras pastas, carnes y postres en el menú de las agrupaciones integradas al Sei Italia. (Foto: Gentileza Sei Italia)

De regreso al territorio

“No hay mal que por bien no venga” dice el refrán y así lo entendió el conglomerado de instituciones italianas que conforman el Sei Italia. “Seguimos realizando un trabajo en conjunto”, explicó uno de sus coordinadores, Lucas del Chierico, y “nos organizamos para despachar los envíos y encargarnos de la distribución”. “Vamos a llegar a todos los puntos de la ciudad, ya que cuatro agrupaciones van a cocinar y otras dos van a hacer la logística del reparto. Por eso vamos a distribuir desde las asociaciones Veneta (Cafferata y Salta),

Molisana (Rodríguez y Salta), Basilicata (Entre Ríos al 2900) y Toscana (San Martín y Mister Ross). Mientras que las colectividades Abruzzesa y Sardo repartirán.

Pero para los italianos lo más importante será retomar el contacto con los vecinos: “Es la oportunidad para estar cerca de los y las vecinas de nuestros locales, y la vamos a aprovechar. Queremos volver al territorio”, alentó Del Chierico. De todas maneras, ninguna de las sedes estará abierta al público.

La urgencia y la esperanza

Todos los representantes coincidieron en lamentar la interrupción de los lazos de cercanía con las comunidades de poblaciones cercanas, de otras provincias y otros países, ya que la fiesta era la excusa para el encuentro y la consolidación de esas relaciones. Es por eso que Masferrer reflexionó sobre el uso de las nuevas tecnologías para capear la tormenta al señalar la falta de competencias digitales en algunos sectores de la población, como las personas de mayor edad, que “son las que más disfrutan de la celebración”, y Del Grosso ratificó la esperanza y el deseo de la Asociación de Colectividades de “recuperar pronto la presencialidad”.

En 36 años, la Fiesta de Colectividades nunca se había suspendido. Sí había cambiado de fecha de realización diferente a la tradicional pero siempre en noviembre. Sólo en el año 2004 se realizó en diciembre por la realización del III Congreso Internacional de la Lengua Española. Cabe señalar que en esa oportunidad también llovió.

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS