Información general

"Se me terminó el mundo", confesó la mamá del joven asesinado en Villa Gesell

La familia del joven se sumó a la marcha conmemorativa por su homicidio y realizó un nuevo pedido de Justicia frente a los medios.

Jueves 23 de Enero de 2020

Este jueves se desarrolló una marcha en apoyo a la familia de Fernando Báez Sosa, el joven asesinado en Villa Gesell. Por la tarde, la familia acudió al acto y la mamá del chico pudo expresar en algunas pocas palabras el dolor que siente y cómo hacen ellos para sobrellevar esta ausencia.

“Estoy muerta en vida, pero mi hijo me da fuerzas para luchar por él”, argumentó Graciela, madre del fallecido. Además, ratificó su pedido de justicia y declaró que solo quiere que “los culpables paguen”.

>> Leer más: Identifican la zapatilla con la que mataron al joven en Villa Gesell

“Fernando me da fuerzas para luchar por él, para pedir que se haga justicia. Amaba su vida y quería ser una persona importante. Era mi único hijo y lo amo”, dijo esta tarde Graciela, la madre de Fernando Báez Sosa, asesinado el pasado sábado en Villa Gesell, ante una multitud reunida frente a su domicilio en el barrio porteño de Recoleta.

Otra de las frases más destacadas expone el sufrimiento por el que está atravesando ella, su esposa y la novia de su hijo: “El mundo se me terminó”.

>> Leer más: Burlando: "Estos tipos tienen que pasar toda su vida en prisión"

En el comienzo de su discurso agradeció a todos los que se congregaron para protestar por el homicidio de su hijo. Tras esto, recordó su figura y la personalidad que tenía: “Amaba a su vida, amaba a su novia, nos amaba, todos los días decía que me amaba”.

“Que no le pase a ningún otro chico”, fue uno de los pedidos más destacados de su descargo. “Fer me da la fuerza para estar con ustedes, acompañándolo”, aseguró frente a las cámaras.

>> Leer más: El joven liberado dijo que no odia a los que lo involucraron

“Espero que se haga justicia y que haya una ley que ampare a la familia. Porque nuestros hijos son chicos que querían ir a divertirse”, clamó en el medio de la marcha por Fernando.

Finalmente, concluyó su desgarrador mensaje agradeciendo nuevamente a los congregados y con un último pedido de justicia por su hijo. “Él es mi ángel, mi vida, mi luz y mi todo", fueron las últimas palabras de Graciela sobre su hijo.

>> Leer más: Una carta autocrítica de un rugbier rosarino se viralizó en las redes

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario