Policiales

Doble homicidio: el fiscal Ávila descartó el móvil del robo y aseguró que fue "una ejecución"

La policía secuestró los celulares de las víctimas para buscar elementos que permitan elaborar una hipótesis más clara de los motivos de los asesinatos.

Viernes 20 de Noviembre de 2020

El fiscal de Homicidios Gastón Ávila, que interviene en el doble crimen de Lavalle y Amenábar ocurrido este jueves por la mañana, descartó de plano que haya sido cometido en un intento de robo y aseguró que se trató de "una ejecución" al tiempo que reveló que se secuestraron los celulares de las víctimas para peritarlos y ver si se puede determinar "alguna línea de investigación que permita determinar si existía algún conflicto previo".

El crimen donde perdieron la vida Brian Angel Soto, de 20 años, y Andrés Eduardo Pizarro de 30 se produjo este viernes alrededor de las 8 en inmediaciones de Lavalle y Amenábar, en barrio San Francisquito.

En una improvisada rueda de prensa en el lugar, el fiscal comentó que la información recibida "es muy preliminar como para poder manejar hipótesis. Se trata de dos fallecidos que vivían en las inmediaciones, a unos 200 metros. Tras hacer ese recorrido fueron abordados desde un vehículo desde donde les efectuaron disparos. Por lo que me informa el médico en la escena del crimen, una de las víctimas presentaba nueve orificios de bala y el otro tres, aunque en el lugar se levantaron sólo cinco. Lo que sucede es que Es una zona donde hay una zanja y algunas otras pudieron haber quedado arriba del vehículo".

Al ser consultado sobre la hipótesis de un robo, el funcionario del MPA la descartó de plano: "No, la hipótesis del robo no se maneja porque las dos víctimas tenían sus pertenencias, celulares, billeteras, consigo. Incluso la moto quedó en el lugar".

Acerca de si se había logrado obtener algún dato o información sobre los autores del doble crimen, Ávila explicó que "lo único que se sane es que se movilizaban en un vehículo, que aparentemente eran dos y que los disparos son de bala calibre 9 mm".

El móvil del crimen

El fiscal dio detalles también ante la consulta sobre si los hombres habían sido rematados en la vereda: "Vamos a tener que esperar los resultados de la autopsia para poder ver bien la trayectoria de los disparos. Entiendo que, como hay uno de los disparos que impacta en el suelo pudo haber pasado. Pero la persona que iba como acompañante es la que recibió la mayor cantidad de disparos".

Embed

Sobre la motivación del crimen, el funcionario señaló que "será motivo de investigación" y ratificó que "no hay elementos para sospechar de un robo". Por otra parte, destacó que los familiares le habían comentado que ninguno de los hombres asesinados había recibido amenazas. Allí puntualizó que "se secuestraron los celulares de las víctimas para peritarlas y ver si podemos hallar alguna línea de investigación que permita determinar si existía algún conflicto previo".

Ante la pregunta de si se había tratado de una ejecución, también fue contundente: "Podría decirse que sí, que los fueron a buscar para dispararles, sobre todo por la cantidad de balazos".

En esta nota

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario

LAS MAS LEÍDAS