Ovación

Newell's arribó anoche a Mar del Plata

El plantel leproso entrenó ayer por la mañana en Bella Vista, luego almorzó en una parrilla céntrica y de inmediato emprendió el viaje a Mar del Plata para ajustar la puesta a punto física y, en especial, futbolística. Tal como se preveía (el domingo lo anticipó Ovación) ayer se confirmó que Adrián Lucero fue “castigado” y no subió al micro que trasladó a la delegación leprosa...

Viernes 18 de Enero de 2008

El plantel leproso entrenó ayer por la mañana en Bella Vista, luego almorzó en una parrilla céntrica y de inmediato emprendió el viaje a Mar del Plata para ajustar la puesta a punto física y, en especial, futbolística. Tal como se preveía (el domingo lo anticipó Ovación) ayer se confirmó que Adrián Lucero fue “castigado” y no subió al micro que trasladó a la delegación leprosa a la costa atlántica por un conflicto contractual que mantiene con la dirigencia (ver aparte). En consecuencia el búnker rojinegro que anoche, a las 22.15, se instaló en La Feliz en el hotel Spa República está integrado por 31 jugadores y todavía hay una cama libre a la espera de la llegada del cuarto y último refuerzo.
  Por la mañana los jugadores se mostraron distendidos y cumplieron una rutina física de reacción, coordinación y potencia. También hubo espacio para un trabajo de fútbol en espacio reducido, que fue seguido con atención por el DT Ricardo Caruso Lombardi y el ayudante de campo Roberto Antelo.
  En el ejercicio con pelota una de las figuras fue el paraguayo Alejandro Da Silva, que se despachó con un par de definiciones exquisitas. Otro que estuvo afilado fue Santiago Salcedo, mientras que Damián Steinert metió un par de estiletazos de crack, con golazo incluido pinchando la pelota por sobre el cuerpo del arquero.
  Además demostró muy buen ritmo Matías Donnet y el Pepi Ariel Zapata sacó a relucir su habitual amor propio y fue al piso varias veces para recuperar la pelota. El único “chisporroteo” de la mañana lo protagonizaron dos que juegan en el mismo puesto. Pablo Pérez fue al piso a buscar la pelota y Nicolás Cabrera acusó un golpe. El hecho no pasó a mayores. Es un momento en que todos tratan de ganarse un lugar y por ello en las prácticas nadie regala nada.
  Los jugadores se ducharon en Bella Vista, subieron al micro que los trasladó a un parrilla céntrica y a las 13.15 pusieron proa a Mar del Plata. Los nuevos son los tres refuerzos, Nico Cabrera, Diego Scotti y Juan Carlos Ferreyra, y los pibes Lucas Hoyos (arquero) y Walter Payer e Ignacio Fideleff (defensores).
  Anoche la delegación fue recibida por un grupo de hinchas y el más saludado fue el Flaco Schiavi, seguido a la par por Caruso, quienes hasta firmaron autógrafos. Apenas llegaron dejaron los bolsos, se fueron a cenar y enseguida a dormir, ya que hoy a las 7 arranca la actividad en el gimnasio, para luego desayunar y trasladarse al club Mar del Plata, adonde habrá trabajos con pelota.
Los tres amistosos en La Feliz serán ante equipos locales: Unión (23 de enero), Banfield (26 de enero) y Aldosivi (30 de enero), claro que antes habrá un durísimo trajín en continuado.

¿Te gustó la nota?

Dejanos tu comentario